• domingo, 19 de septiembre de 2021
  • Actualizado 13:42

 

 
 

MEDIO AMBIENTE

Pamplona creará en otoño un bosque de casi 700 plantas en uno de sus polígonos industriales

El Ayuntamiento de Pamplona ha anunciado que, a partir de otoño, se plantarán 665 árboles y arbustos.

Lugar  del polígono de Agustinos donde se plantará un bosque autóctono en una parcela pública de 4,1 hectáreas. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA
Lugar del polígono de Agustinos donde se plantará un bosque autóctono en una parcela pública de 4,1 hectáreas. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA

El Ayuntamiento de Pamplona plantará, dentro de la estrategia Go Green Pamplona, un bosque autóctono en una parcela pública de 4,1 hectáreas del polígono de Agustinos (Comarca 1), actualmente ocupada por vegetación herbácea espontánea.

En un plazo de tres años y comenzando en 2021 con la plantación en una hectárea de 665 ejemplares, así como especies arbustivas, esta dotación conseguirá progresar en la absorción de CO2 en Pamplona, "mejorando el balance de emisiones de gases de efecto invernadero de la ciudad, la llamada 'huella de carbono', además de generar una nueva zona arbórea, favoreciendo la biodiversidad", ha expuesto el Consistorio.

Lo previsto es renaturalizar ese espaciocalificado como parque urbano, generando un bosque de roble pubescente, olmos, arces, abedules, nogales y servales, entre otras especies arbóreas, además de matorral, también autóctono. Atendiendo a los requisitos del proyecto de compensación de emisiones, este bosque está dotado de su propio plan de gestión forestal realizado con el apoyo técnico de la Federación Española de Municipios y Provincias, ha informado el Ayuntamiento.

Los trabajos comenzarán el próximo otoño en la zona Sur de la parcela y, este año, se plantarán alrededor de 700 árboles. La masa forestal se iría incrementando en 1,5 hectáreas en los dos años siguientes hasta completar las cuatro hectáreas plantadas. La inversión prevista para 2021 es de 10.000 euros y esta dotación tendrá también como efectos positivos añadidos "la rehabilitación de un área sin uso, la reducción de la erosión de suelos, la mejora de la biodiversidad y la recuperación paisajística del entorno".

Finalmente, la creación del bosque y la consiguiente reducción de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) contribuye a la Estrategia Go Green Pamplona de lucha contra el cambio climático en la ciudad a medio-largo plazo. Según ha detallado el Ayuntamiento, la disminución sostenida de la huella de carbono permitirá a Pamplona obtener sellos oficiales que acreditan el compromiso de la entidad en la lucha contra el cambio climático y posicionan a Pamplona como ciudad verde. Por el momento, el esfuerzo de análisis que se viene realizando desde 2008 le permite a la ciudad contar con el sello 'Calculo', ha añadido.

COMPENSAR LA 'HUELLA DE CARBONO'

Este proyecto está incluido en el 'Registro nacional de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono' de la Oficina Española de Cambio Climático dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico.

Desde el año 2008 el Ayuntamiento de Pamplona calcula la huella de carbono con carácter general para todo el término municipal, tanto del sector público, como del privado. Este año el Consistorio además de calcularla, ha registrado formalmente la huella de emisiones que dejan sus propias instalaciones y servicios (consumos eléctricos de todo el Ayuntamiento y sus organismos autónomos y empresas públicas, además del combustible que emplea en calefacción y parque móvil municipal). Según los últimos datos recogidos (2019), el resultado es que el Ayuntamiento de Pamplona realiza una emisión anual de 5.168 tCO2.

Este el segundo registro de emisiones de la propia institución, tras el que en 2013 arrojaba la cifra de 12.147,8 tCO2. Medidas como la certificación de la energía eléctrica con garantía de origen permite que las emisiones asociadas al consumo eléctrico no se contabilicen como emisiones propias, por lo que la huella de carbono del Ayuntamiento ha disminuido en más de un 50% (casi 7.000 toneladas menos), ha expuesto.

El bosque permitirá seguir bajando esa cifra oficial durante 30 años. La cantidad de CO2 compensada con la primera hectárea de bosque plantada se ha establecido en un mínimo de 21 tCO2 (el programa únicamente computa para la compensación el 20% del CO2 absorbido por la plantación) y la cifra se puede revisar al alza según vaya siendo el crecimiento y la evolución del bosque. Se han descartado especies de crecimiento más rápido, como el pino laricio, que mejorarían los datos de absorción porque, con este proyecto, se buscan otros beneficios ambientales.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona creará en otoño un bosque de casi 700 plantas en uno de sus polígonos industriales