PAMPLONA

El Gayarre se queda sin butacas para el concierto mexicano al que se suma el Coro Juvenil del Orfeón

Los Tenampas, El Mariachi y el Coro Juvenil del Orfeón ofrecerán un concierto "familiar" que llenará el escenario de rancheras y bailarinas.

El cartel que presenta el espectáculo de Los Tenampas y El Mariachi. TEATRO GAYARRE
El cartel que presenta el espectáculo de Los Tenampas y El Mariachi. TEATRO GAYARRE  

Los Tenampas y El Mariachi cumplirán este sábado, con "muchísima ilusión" y la responsabilidad de haber vendido todas las entradas, su "sueño" de actuar en el Teatro Gayarre de Pamplona y lo harán acompañados por el Coro Juvenil del Orfeón Pamplonés en un concierto "muy familiar".

En tan solo once horas se vendieron todas las entradas para el espectáculo que ha sido presentado este viernes en rueda de prensa por Los Tenampas, Patxi Artuch y sus hijos Mikel y David y Daniel Aristu y David Guindano de El Mariachi, acompañados por el director del Coro Juvenil del Orfeón, Juan Gainza.

Los vínculos familiares de la familia Artuch con el citado coro, del que formaron parte los hermanos Mikel y David, está en el origen de este proyecto que ha despertado un gran interés, a la vista de la rapidez con la que se vendieron todas las entradas, lo que, según ha reconocido Mikel Artuch, les pone "un poco nerviosos".

UN TOQUE INNOVADOR AL CONCIERTO

En esta ocasión han querido apostar por "algo más", por hacer algo diferente y "darle un toque" aprovechando que están en el teatro Gayarre y por ello el mariachi clásico estará acompañado de instrumentos como arpa, violines y percusión.

El Coro Juvenil tendrá un "relativo protagonismo, sin más acompaña a un espectáculo que ya en sí merece la pena", ha indicado su director, que ha señalado que eran una opción para "adornar el espectáculo" y por eso en cuanto se lo propusieron aceptó.

"Para un coro joven es importante poder abordar distintos estilos, distintos de música que están asociados con nuestra vida, no solo la música coral clásica, por lo que les viene muy bien hacer este tipo de espectáculo" que, además está avalado por "un grupo magnífico, de gente apasionada por la música", ha agregado.

Los arreglos de mariachi y coro han corrido a cargo de Koldo Pastor, según ha explicado Daniel Aristu, quien ha comentado que ha sido un reto el trabajo con la formación coral, ya que no están acostumbrados a ello, pero ya han hecho un concierto en común y "la experiencia promete".

EL TEATRO SE FUNDE CON LA CULTURA MEXICANA

Unas bailarinas con "trajes puros de México", con colores azules, rosas, verdes y rojos, ayudarán a introducirse en la cultura de ese país en un concierto en el que se han cuidado "los detalles para marcar la diferencia" y "dar al público lo que espera y lo que se merece".

Amigos de los artistas actuarán como presentadores en este concierto "familiar, único", con un repertorio "muy cuidado", que "no es el común", que incluye tres canciones con el coro juvenil, así como otras con las bailarinas, para culminar con "una sorpresa".

OVERBOOKING SOBRE EL ESCENARIO

Rancheras conocidas por todos junto con otras que no lo son tanto pero que "merecen la pena" se podrán escuchar en el espectáculo en el que en algunos momentos más de sesenta personas, 45 del coro y más de veintena de mariachis, llegarán a compartir el escenario.

Actuar en un recinto que no es el habitual para las formaciones protagonistas, que están acostumbradas a tocar en fiestas y espacios en los que el público baila, supone un reto para ellos, según han reconocido.

En este sentido han apuntado que, aunque el repertorio ha sido pensado para disfrutar escuchado, esperan que la gente cante y les "encantaría" que si alguien quiere bailar que lo haga. A ese deseo han sumado el de que este proyecto no termine con la actuación de mañana, sino que se pueda llevar a otros escenarios.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Gayarre se queda sin butacas para el concierto mexicano al que se suma el Coro Juvenil del Orfeón