PAMPLONA

La operadora energética de Cuenca podría suponer un "importante riesgo económico" para Pamplona

Un informe de una interventora municipal desvela que la idea del concejal de Aranzadi puede acarrear pérdidas de 100.000 euros el primer año.

De izquierda a derecha, Enrique Maya (UPN); Maite Esporrín (PSN) y Armando Cuenca (Aranzadi).
De izquierda a derecha, Enrique Maya (UPN); Maite Esporrín (PSN) y Armando Cuenca (Aranzadi).  

El grupo municipal de UPN y el socialista en el Ayuntamiento de Pamplona han criticado la nueva idea del edil de Aranzadi, Armando Cuenca, de poner en marcha una Comercializadora de energía.

De hecho, los regionalistas han tenido acceso a un informe de la interventora municipal en el que alerta del "importante riesgo económico" que supone su creación.

Además, la interventora destaca en su estudio que “la eficiencia va a depender mayoritariamente de la eficiencia de su personal. Sin embargo, la información sobre necesidades de recursos humanos es bastante ambigua y general”.

UPN ha denunciado que el expediente que se presentó hace apenas una semana contiene “documentación contradictoria, un sospechoso baile de fechas en las firmas, además de vistos buenos a las conclusiones de la comisión creada al efecto de altos cargos del cuatripartito que no participaron en ellas”.

Por eso, han criticado “las prisas por aprobar un expediente tan complejo y con posibles repercusiones económicas contra el Ayuntamiento de una forma tan opaca y poco transparente, sin solucionar las muchas dudas que todavía existen sobre el asunto”.

En este sentido han destacado que es “una aventura pagada con dinero público que va a generar pérdidas de más de 100.000 euros el primer año, pese a que el informe de Intervención destaca que “la creación de un operador energético debe resultar una opción más eficiente que la contratación pública, resultando sostenible y eficaz según criterios de rentabilidad económica, debiendo acompañar a la propuesta documentación que acredite dicho extremo””.

“Nunca se atreverían a hacer esto con su propio dinero, porque es una aventura empresarial basada en un cuento de la lechera que ni siquiera los propios informes del expediente consideran fiable”, han subrayado.

Además, han denunciado que “en este proyecto, igual que en Pío XII, Aranzadi recurre a la multiplicación de pequeños pagos directos, acumulándose al menos 11 facturas menores sobre este asunto, que suman más de 40.000 euros”.

Por último, han explicado que “el pequeño tamaño de la Comercializadora le impide por ley acudir al llamado bono social, por lo que queda descartada como herramienta contra la pobreza energética”.

UPN ha considerado “lo suficientemente serio y grave este asunto como para no hacer piruetas y postureos mediáticos y trabajar con seriedad y eficacia desde los servicios sociales del Ayuntamiento para ponerle solución, tal y como siempre se ha hecho y reconocen los propios informes que obran en el expediente".

Por su parte, el Partido Socialista en Pamplona ha solicitado a la Comisión de Urbanismo de este próximo miércoles una declaración para que se aplace la puesta en marcha del operador energético hasta que se aporte toda la información y se informe al resto de grupos que forman el Ayuntamiento de la capital navarra.

"Nos quedan muchas dudas de la idoneidad del operador energética", ha reconocido Maite Esporrín.

"Pedimos que no se juegue, ni se engañe a las personas que peor lo están pasando, puesto que a día de hoy solamente se les puede ayudar en esta materia mediante los bonos sociales establecidos a este fin, o mediante ayudas económicas procedentes de los Servicios Sociales, pero no desde este organismo", ha enfatizado la socialista.

Por otra parte, en los informes de estudios presentados, en los cuales ya se ha gastado más de 18.000 €, se contemplan los riesgos que se corren con este mercado tan variable como es el de la energía eléctrica y se avisa de que en el primer año, el ayuntamiento podría perder más de 100.000 €, muy lejos de los 364.563 € de beneficios que anunciaba el concejal Cuenca.

Precisamente sobre Cuenca, la concejal socialista cree que es un "riesgo añadido" que sea él el responsable de este operador porque ha sido "incapaz de llevar adelante ninguno de los proyectos que ha presentado". "En lugar de darnos garantías, nos da mayor incertidumbre", ha apostillado Maite Esporrín.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La operadora energética de Cuenca podría suponer un "importante riesgo económico" para Pamplona