PREMIUM  PAMPLONA

Un monólogo afea las obsesiones de Asirón: "Miedo me da la calle Tudela, porque no está en Euskal Herria"

La decisión del alcalde de cambiar el nombre a la Avenida del Ejército ha provocado las críticas de la oposición y UPN se ha comprometido a revertir el cambio.

Imagen del alcalde Joseba Asirón con varios lugares de Pamplona como la Ciudadela, la Cuesta de Santo Domingo, la AvenidaPío XII y la Calle Navas de Tolosa. NAVARRA.COM
Imagen del alcalde Joseba Asirón con varios lugares de Pamplona como la Ciudadela, la Cuesta de Santo Domingo, la AvenidaPío XII y la Calle Navas de Tolosa. NAVARRA.COM  

Los partidos de la oposición en el Ayuntamiento de Pamplona y en el Parlamento foral han criticado duramente la decisión del alcalde Joseba Asirón de cambiar el nombre de la Avenida del Ejército de la capital navarra.

Desde UPN han tirado de humor en unas declaraciones realizadas por el concejal Fermín Alonso para afear el "esquema mental, autoritario, sectario y revisionista de Asirón" y han anunciado que si el partido gobierna la próxima legislatura en Pamplona recuperará el nombre de la Avenida del Ejército.

En una nota, los regionalistas se han comprometido a volver a la nomenclatura original de la Avenida del Ejército si después de las elecciones del 26 de mayo recibe los apoyos suficientes para regresar a la alcaldía de la capital navarra.

Los regionalistas han afirmado que “la decisión de Asirón ha sido unilateral y motivada por su odio a España y a sus instituciones y no por la voluntad de otorgar ningún honor a la reina Catalina de Foix”.

De hecho, han subrayado que “es un insulto a la inteligencia de todos los pamploneses que saben que para Bildu lo importante era eliminar la denominación dedicada al Ejército, no el nombre que se le pusiera después”.

Por eso, según han recordado, “no ha importado que Catalina de Foix contara ya con un espacio en el callejero de la ciudad, al contrario de lo sostenido por el alcalde durante estos días”. “De hecho, flaco favor hace a la visibilización de la mujer y a la historia de nuestra tierra manipulándolas como instrumento para hacer realidad sus obsesiones”, han destacado los regionalistas.

En cualquier caso, UPN ha afirmado que “si se considera que es necesario un espacio más singular, Catalina de Foix puede dar nombre a un espacio significativo de la ciudad sin necesidad de ofender a nadie eliminando la denominación de un espacio ya consolidado”. Para mantener este nombre en otros lugares de la ciudad han sugerido espacios en los futuros desarrollos de Chantrea Sur, incluyendo el parque previsto, en los planes de Echavacoiz o incluso una de las plazas del Rincón de Pellejerías o de Navarrería.

Por su parte, el grupo municipal de UPN ha difundido a través de su canal de YouTube un vídeo en el que concejal pamplonés Fermín Alonso tira de humor e ironía para criticar la imposición del alcalde de EH Bildu. "Si nos ponemos a cambiar el callejero según su ideología, igual nos quedamos con el callejero en blanco", ha advertido el edil.

"Miedo me da la calle Duque de Ahumada. Vale, era de Pamplona, pero era militar y encima fundó la Guardia Civil. Eso Bildu no lo va a perdonar fijo", ha ironizado el concejal en su vídeo, donde también asegura que con Asirón en el poder corren peligro los nombres de las calles General Chinchilla o González Tablas.

En cuanto a la obsesión por convertir Pamplona en una ciudad laica por parte de Bildu y sus socios de gobierno, el regionalista ha advertido sobre el escaso futuro que le podrían quedar a varios icónicos lugar de la ciudad: "Tenemos dos avenidas y una plaza destinada a otros tantos papas. A Juan Pablo II, a Juan XXIII y a Pío XII, que bastante la están liando en esta avenida...".

"Luego está la calle Tudela", continúa en tono divertido el edil, "porque vale, es ciudad navarra pero está en zona no vascófona, ahí no hablan euskera y eso no lo permite Bildu; así que supongo que la tendrá que llamar Donosti, que eso sí es Euskal Herria y le gusta mucho a Asirón".

En cuanto a otras calles que con el actual alcalde podrían tener sus horas contadas, Fermín Alonso saca a la palestra la vía Navas de Tolosa, sobre la batalla contra los musulmanes liderada por retes cristianos. "Además de militarista, es racista, es ultra y es monárquico", apostilla el concejal de UPN, que también 've en peligro' la calle Sancho el Fuerte al que Asirón podría tachar de xenófobo "porque mira el pobre Miramamolín", en alusión al califa que derrotó en la misma batalla.

"Qué pinta en esta ciudad, con el pasado que el alcalde aprueba, obras de ingeniería militar como las murallas o la Ciudadela. Supongo que habría que dinamitarlas", se cuestiona en tono jocoso el concejal Alonso sobre las intenciones de Asirón.

Además, en su monólogo también hay espacio para los lugares más representativos de los Sanfermines. "En esa ciudad que quiere el cuatripartito tampoco hay sitio para las corridas de toro y por tanto no hay sitio para los encierros. Así que fuera el Monumento al Encierro, fuera la Plaza de Toros y fuera la calle Santo Domingo, porque además de tener nombre religioso por ahí van los toros y eso por supuesto que no se puede permitir".

Para finalizar, en un tono más serio, Alonso lamenta las decisiones "autoritarias y sectarias" del primer edil de EH Bildu y las achaca a su falta de políticas dirigidas a solucionar los problemas reales de la ciudad.

Lo normal es que un alcalde se dedique a poner nombre a las cosas que hace, pero como el alcalde de Billdu se ha pasado cuatro años sin hacer nada, tiene que dedicarse a cambiar el nombre a las cosas que ya están", ha reprochado el regionalista.

EL PARLAMENTO TRATARÁ EL CAMBIO DE NOMBRE

Por su parte, desde el PP también han lamentado el cambio de nombre de la Avenida del Ejército. La presidenta del partido en Navarra, Ana Beltrán, ha anunciado la presentación de una declaración institucional en el Parlamento de Navarra con el objetivo de defender la actual nomenclatura.

Además, la parlamentaria ha compartido un vídeo a través de sus redes sociales a pie de calle, desde la avenida que se ha puesto en entredicho, para denunciar que Joseba Asirón "quiere quitar todo lo que huela a España, todo lo relacionado con nuestro país y todo lo relacionado con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y también con el Ejército".

Por ello, Ana Beltrán ha asegurado en su vídeo que el PPN busca "defender a nuestro ejército y que esta arteria principal y calle de Pamplona se siga llamando igual".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un monólogo afea las obsesiones de Asirón: "Miedo me da la calle Tudela, porque no está en Euskal Herria"