• martes, 22 de junio de 2021
  • Actualizado 09:14

 

 
 

PAMPLONA

Hosteleros del Casco Viejo piden "empatía" a los vecinos por las molestias que puedan generar las terrazas provisionales

Van a ser terrazas sin música, con aforos reducidos, controladas, con protocolos y horarios muy estrictos que se van a cumplir a rajatabla, aseguran.

Los establecimientos hosteleros cierran las puertas tras las nuevas restricciones por la segunda ola del coronavirus. MIGUEL OSÉS
Establecimientos hosteleros del Casco Viejo durante la segunda ola del coronavirus. MIGUEL OSÉS

La Asociación Navarra de Pequeña Empresa de Hostelería (ANAPEH), en una carta abierta firmada por su presidenta, María Ángeles Rodríguez, pide "empatía" y comprensión a los vecinos del Casco Viejo de Pamplona por las molestias que puedan causar las terrazas provisionales que se van a instalar en el barrio.

Durante estos meses, señala la asociación en la carta, el sector "ha sufrido graves pérdidas que están poniendo en juego la continuidad de nuestros bares y restaurantes, tanto es así que muchos establecimientos ya han cerrado o han tenido que mandar a las personas que en ellos trabajan a ERTE, en el mejor de los casos, y a despidos en el peor".

"Sabemos que nuestra actividad ocasiona en ciertos momentos molestias y que las ubicaciones que nos proponen desde el Ayuntamiento son espacios donde muchas familias y personas desarrollan diferentes actividades relacionadas con su ocio y esparcimiento", reconoce ANAPEH en el escrito.

En este sentido, destaca que la instalación de terrazas "para nosotros y nosotras no es la panacea, se trata sencillamente de un parche que nos permita mantener mínimamente en marcha nuestros negocios y conservar los puestos de trabajo que todavía no han desaparecido en vistas a que en un futuro próximo se pueda restablecer la actividad habitual".

La asociación indica que hay "muchas noticias, mensajes y opiniones que hablan de ruidos, molestias, ocupación de espacios públicos" y "es cierto", ya que "algo de eso va a haber, porque cualquier actividad que se desarrolle tiene consecuencias".

"Pero queremos tranquilizaros. Van a ser terrazas sin música, con aforos reducidos, controladas, con protocolos y horarios muy estrictos que se van a cumplir a rajatabla. En ello nos va nuestra salud y la de las personas trabajadoras y en ello, en minimizar todo lo posible las molestias que se puedan ocasionar, nos va la continuidad de nuestros trabajos, de nuestras vidas y la de nuestras familias", agrega.

También llegan quejas, asegura, "por la velocidad con la que se han tramitado estos permisos provisionales" y explica que "en efecto son medidas urgentes, nuestra supervivencia está tan al límite que hemos avanzado lo más rápido posible".

La asociación se pone a disposición de los vecinos "para establecer canales de diálogo donde se puedan tratar los problemas que puedan surgir, aunque sinceramente esperamos que, con la colaboración de todos y todas, esta situación provisional no ocasione más que mínimas molestias".

"Para nosotras y nosotros es importantísimo contar con vuestra empatía, apoyo y solidaridad", concluye. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Hosteleros del Casco Viejo piden "empatía" a los vecinos por las molestias que puedan generar las terrazas provisionales