EDUCACIÓN

Tras la huelga, abertzales y nacionalistas siguen presionando a Maya por las guarderías de Pamplona

Aseguran que el pasado viernes "el seguimiento a este paro entre la plantilla de las Escuelas Infantiles ha sido del 62% de las trabajadoras y masivo entre las familias".

Joseba Asirón, de EH Bildu, en el pleno del Ayuntamiento. PABLO LASAOSA
Profesoras junto. EFE/ Rodrigo Jiménez

EH Bildu y Geroa Bai en el Ayuntamiento de Pamplona han presentado una iniciativa para su debate este martes en la Junta de Escuelas Infantiles en la que se reclama que, tras la huelga celebrada el pasado viernes en los 11 centros municipales de este organismo autónomo, el equipo de gobierno paralice los cambios propuestos para el curso 2021/2022.

Asimismo, un segundo punto de la declaración reclama que se convoque un espacio de debate y diálogo "para alcanzar un acuerdo entre los distintos grupos municipales y el equipo docente, direcciones y trabajadoras de las Escuelas Infantiles sobre el modelo lingüístico de cara al próximo curso".

El texto señala que "el pasado viernes 12 de febrero los sindicatos CCOO y LAB convocaron una huelga para denunciar los cambios lingüísticos propuestos por el gobierno municipal" y "las formas con las que se ha hecho, de manera unilateral y sin tener en cuenta criterios pedagógicos".

Han indicado que "el seguimiento a este paro entre la plantilla de las Escuelas Infantiles ha sido del 62% de las trabajadoras y masivo entre las familias usuarias (el 76% no llevaron a sus txikis a clase)" y han expuesto que "el 11 de febrero de 2020 se aprobó una declaración donde se acordaba adecuar la oferta lingüística a la demanda de manera objetiva, se asumía el compromiso de no hacer ningún cambio en las escuelas sin un estudio previo, y poner en marcha un espacio de debate político para alcanzar un acuerdo con vocación de permanencia que estabilice la oferta educativa en materia lingüística". Es este acuerdo el que EH Bildu y Geroa Bai piden que se cumpla.

Según han expuesto ambos grupos, "este planteamiento no solo es respaldado por ellas, por la mayoría de las trabajadoras, y por tres de cada cuatro familias usuarias, sino también por la totalidad de las direcciones de las Escuelas Infantiles que firmaron un escrito manifestando su 'más absoluto rechazo a estos cambios basándose en criterios pedagógicos y de aprendizaje de idiomas'".

EH Bildu y Geroa Bai han pedido a Navarra Suma y a PSN que den un "paso atrás", paralicen los cambios previstos y "se sienten a escuchar a la comunidad educativa".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Tras la huelga, abertzales y nacionalistas siguen presionando a Maya por las guarderías de Pamplona