PAMPLONA

La justicia para los pies a los chanchullos de Asirón: exige que despida ya a todos los contratados ilegalmente

La resolución judicial apercibe al director de Recursos Humanos “de que en caso de incumplimiento de esta resolución podrán ser impuestas multas coercitivas”.
 

Joseba Asirón en su presentación como candidato a la alcaldía de Pamplona 2019. PABLO LASAOSA
Joseba Asirón en su presentación como candidato a la alcaldía de Pamplona 2019. PABLO LASAOSA  

La justicia se ha cansado de los chanchullos y las corruptelas de Joseba Asirón (Bildu) al frente del Ayuntamiento de Pamplona y, en especial, de su incumplimiento de las resoluciones judiciales que afectan a contrataciones ilegales efectuadas por Bildu y Aranzadi para meter a sus amigos en el consistorio. 

Una nueva resolución del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo ha dejado sin efecto “de forma inmediata” las contrataciones de técnicos del área de Participación Ciudadana en octubre de 2016 al no haberse ejecutado un anterior fallo contra la contratación de Floren Luqui, exalcalde de Aralar en Barañáin y amigo de varios integrantes de la mesa de contratación que lo coló en el consistorio. 

Así lo ha anunciado este viernes el concejal de UPN Fermín Alonso, que ha comentado en rueda de prensa que ahora la resolución establece que todas las personas que obtuvieron su puesto de técnico en Participación Ciudadana conforme a la convocatoria de octubre de 2016 “deben dejar su puesto”. 

Y ha añadido que también incluye como “absoluta novedad” el apercibimiento al director de Recursos Humanos “de que en caso de incumplimiento de esta resolución podrán ser impuestas multas coercitivas”. El director de Recursos Humanos es Íñigo Anaut, hermano del parlamentario de Bildu David Anaut. Ambos tienen otra hermana también colocada a dedo por Bildu, en este caso en el Servicio de Proteción Civil. 
 

Según Alonso, en octubre de 2016 el grupo municipal de UPN denunció la contratación en el área de Participación Ciudadana de Floren Luqui, exalcalde de Barañaín por NaBai e integrante de la lista de EH Bildu al Parlamento Foral en 2015, al saber que había trabajado en la misma empresa que el presidente del tribunal y del director de Participación Ciudadana, vocal en el mismo tribunal.

Frente a la postura de UPN, EH Bildu, Geroa Bai, Aranzadi e IE “cerraron filas y defendieron la supuesta legalidad de las acciones”, ha añadido, y precisado que en ellas también estaba implicada el área de Recursos Humanos por ser esta última la que llevó a cabo el procedimiento de contratación.

No solo cerraron filas, sino que nos insultaron y nos acusaron de inventarnos novelas de ficción”, ha lamentado Alonso, que ha recordado que sin embargo ya en enero de 2018 los tribunales “dieron la razón” a UPN con una sentencia “tan absolutamente demoledora que ni el equipo de gobierno se atrevió a recurrir”.

“Se demostró que nuestras denuncias no eran ninguna novela, sino más bien una historia real de chanchullos y de chapuzas”, ha aseverado, y recordado que el fallo señalaba que “los vicios expuestos no son meras irregularidades, sino que afectan a la constitución del Tribunal Calificador, poniendo en duda tanto su composición, como su imparcialidad y, por ello, afectando de manera decisiva al proceso de selección". 

Con este fallo UPN exigió una serie de dimisiones pero “nadie asumió ninguna responsabilidad” y dejaron "correr el tiempo sin aplicar lo que los jueces habían ordenado” mientras "en tono casi de cachondeo, de mofa y de burla" respondían en las comisiones.

Por ello, ha precisado el edil regionalista, "tuvimos que acudir una vez más a los tribunales y pedir la ejecución de esa sentencia", solicitud que fue respondida hace poco más de un mes con una notificación del tribunal que daba al Ayuntamiento 10 días para ejecutarla. 

La respuesta al recurso del Ayuntamiento se ha conocido este viernes y le dice que "no cuela que estén ejecutando la sentencia”, que “basta ya de chanchullos, basta ya de chapuzas, basta ya de mirar para otro lado cuando se demuestra que han tenido conductas ilegales”.

"Es el momento de que el alcalde Asiron reconozca la ilegalidad de sus acciones y tome medidas”, ha subrayado, y añadido que el equipo de gobierno debe “rectificar” y pedir perdón por “cómo alcanzaron el poder”, por que "han demostrado que no les importa absolutamente nada la ley cuando se trata de lograr su objetivos”.

El Ayuntamiento de Pamplona, por su parte, ha anunciado que va a recurrir el auto del Juzgado al entender que ya está ejecutando la sentencia, algo que el propio


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La justicia para los pies a los chanchullos de Asirón: exige que despida ya a todos los contratados ilegalmente