• jueves, 02 de diciembre de 2021
  • Actualizado 04:18

 

 
 

SOCIEDAD

Bildu y Geroa Bai no condenan la violencia en la Rochapea y los sabotajes en Chantrea y a la hípica

Los abertzales habían pedido que Maya rectificase sus declaraciones donde dijo que Bildu estaba detrás de los actos.

Joseba Asirón de EH Bildu junto a Patxi Leuza de Geroa Bai acceden al pleno extraordinario del Ayuntamiento de Pamplona. PABLO LASAOSA
Joseba Asirón de EH Bildu junto a Patxi Leuza de Geroa Bai acceden al pleno extraordinario del Ayuntamiento de Pamplona. PABLO LASAOSA

La comisión de Presidencia del Ayuntamiento de Pamplona ha aprobado una declaración de condena contra las acciones violentas perpetradas contra decisiones municipales como son la implantación de la Zona Azul en la Chantrea, el concurso de hípica y los disturbios contra el desalojo del gaztetxe de la Rochapea.

La propuesta, presentada por Navarra Suma, ha sido aprobada con los votos a favor del grupo proponente y el PSN, la abstención de Geroa Bai y los votos en contra de EH Bildu y contaba con una enmienda de sustitución presentada por este último pidiendo al alcalde que rectificase de unas declaraciones en las que aseguró que ellos estaban detrás de estos actos.

Desde Navarra Suma Ana Elizalde ha defendido que “la violencia nunca puede utilizarse en una sociedad democrática y menos para contestar decisiones legal y legítimamente adoptadas” y ha denunciado que “el sabotaje y las agresiones no tienen nada que ver con la discrepancia política” y que “ni pueden ni deben ser justificadas para nada ni por nadie”.

“Desgraciadamente y durante muchos años en Pamplona hemos visto esa violencia para amedrentar y coaccionar a quien tiene que adoptar decisiones, pero también al resto de los ciudadanos y vecinos que no se atreven a pronunciarse por no ser objeto de violencia”, ha señalado.

En ese escenario “Bildu se encuentra muy incómodo”, ha asegurado concluyendo que, si repudian estos actos, los suyos “se van a enfadar” y por ello han presentado una enmienda de sustitución que “lo que pretende es escaquearse y no pronunciarse”.

Maider Beloki, de EH Bildu, ha condenado que el 2 de septiembre el alcalde declarase que EH Bildu “está detrás de estas cosas” y ha anunciado que están estudiando emprender acciones judiciales, razón por la cual, ha dicho, no pueden entrar “al fondo de este debate”.

Beloki ha recordado a Navarra Suma que “están para gobernar y no para venir con estas declaraciones de medio folio” criticando que vuelvan con el “juego de la condenitis después de un verano en el que han pasado muchas cosas” con una única declaración “mezclándolo todo” y sin “nada para hablar ni para gestionar”.

Juan Luis García, del PSN, ha señalado que desde su grupo siempre condenarán este tipo de actos puesto que “existen los cauces para la protesta sin quebrantar la convivencia democrática” señalando que no entienden que “para ejercer el derecho a la protesta o la discrepancia se tenga que recurrir a actos violentos”.

El socialista ha considerado legítimo estar en desacuerdo contra la implantación de la Zona Azul, el concurso de hípica o el desalojo del gaztetxe, pero para él no es tolerable que se provoquen daños por 66.000 euros en parquímetros y señales, se saboteen máquinas o se provoquen disturbios en las calles resultando heridos leves tres policías.

Patxi Leuza, de Geroa Bai, ha dejado claro que no va a entrar en el “juego perverso” de Navarra Suma de “condenar a todo un barrio porque ha habido 4 personas” que han ejercido esa violencia, más aún cuando no hicieron nada después de una manifestación de cientos de personas, la recogida de más de 4.000 firmas y un llamamiento al diálogo por parte del Defensor del Pueblo.

“Estaban esperando a que se quemara un contenedor o un parquímetro para hacer una rueda de prensa”, ha criticado defendiendo la legalidad de la firmas y movilizaciones contra la Zona Azul y la manifestación “pacífica en un principio” frente al gaztetxe.

“Es legítimo, pero no ha servido para nada porque a ustedes no les gusta trabajar así, les gusta por decreto, creen mucho más en la multa que ninguna otra cosa”, ha señalado.

DISTURBIOS EN LOS JUEVINCHO

La comisión de Presidencia del Ayuntamiento de Pamplona ha aprobado este martes una declaración de condena de los altercados producidos la noche del 27 de agosto tras el juevincho en la que además muestra su solidaridad con los agentes heridos y pide a la ciudadanía, especialmente a los jóvenes, que disfruten de un ocio respetuoso con la convivencia.

La declaración ha sido presentada por el PSN y ha contado con una enmienda de adición de Navarra Suma, en ambos casos con los votos a favor del PSN, Navarra Suma y Geroa Bai y la abstención de EH Bildu, grupo este último que ha presentado una moción de urgencia para incluir los altercados del 2 de septiembre, pero Navarra Suma y PSN han rechazado su debate.

A través de esta propuesta el Ayuntamiento ha acordado “rechazar y condenar las actitudes incívicas y violentas de algunas personas la noche del pasado jueves 27 de agosto en el Casco Antiguo de Pamplona, mostrando el apoyo a la Policía Municipal y resto de fuerzas policiales que se vieron obligadas a intervenir”, en especial a los 8 agentes que resultaron heridos.

En un segundo punto, incluido con la enmienda de Navarra Suma, hecho un “llamamiento a toda la ciudadanía de Pamplona, especialmente a los más jóvenes, para que dentro de las medidas sanitarias actuales puedan disfrutar de un ocio que sea respetuoso con la convivencia de vecinos, comercios y hosteleros, guardando las actitudes cívicas necesarias”.

Maite Esporrín, del PSN, ha aclarado que “no se trata de criminalizar a toda la ciudadanía ni a toda la juventud, sino a las personas que mantienen estas actitudes incívicas”, y ha incidido en la necesidad de trabajar para corregir este “fenómeno de incremento de violencia” extensible a otras ciudades y pueblos.

“Entre todos tenemos que buscar soluciones para dar una alternativa de ocio y evitar que estas tristes situaciones se repitan”, ha referido mencionando como una de las posibles soluciones la propuesta de los hosteleros de incrementar el horario de cierre de sus establecimientos.

Esporrín ha recordado que “seguimos en pandemia” y “no podemos olvidar cómo empezó la quinta ola”, alertando sobre que “en esas aglomeraciones de gente nadie respeta las distancias, no se respetan mascarillas y no se pone ningún medio para evitar los contagios”.

En representación de Navarra Suma ha hablado el concejal de Seguridad, Javier Labairu, quien ha coincidido con el resto de portavoces en que “esto no es un problema policial” pero al mismo tiempo ha defendido que los agentes deben “intentar cortar esta violencia y este vandalismo”.

Labairu ha subrayado la necesidad de “buscar un por qué” a una situación que, a su parecer, está desencadenada por múltiples factores como son el final de restricciones como el toque de queda, el final de las vacaciones y los nuevos encuentros de estudiantes, el buen tiempo, un año y medio de restricciones que “ha afectado especialmente a la juventud” y el efecto imitación.

En esta línea, el concejal ha anunciado su intención de “establecer una mesa de trabajo junto con el Gobierno de Navarra, representantes de la juventud, policía, hostelería, vecinos, psicólogos y todos los grupos municipales para abordar esta situación.

Patxi Leuza, de Geroa Bai, ha puesto en valor que en esta declaración “no está condenando ni rechazando a todo un colectivo de juventud, que es lo que hacen los señores de la derecha”.

A pesar de mostrar su apoyo a la declaración, ha señalado que echa en falta “entrar en el fondo de la cuestión” puesto que “la respuesta policial no es la solución” sino que se trata de un problema que “va a ser grave y a quien atañe principalmente es a la gente joven”.

La concejal de EH Bildu, Eva Aranguren, ha defendido por su parte que la actuación policial “no es la solución” y ha abogado por “ir a la raíz del problema, conocer las necesidades y dar respuestas eficaces”, para lo que “es imprescindible crear espacios de diálogo con los afectados” y “buscar soluciones consensuadas en torno al ocio nocturno y alternativas para la juventud”.

Aranguren ha explicado que su abstención se motiva en el impedimento del debate de su iniciativa aclarando que “no es ninguna triquiñuela” sino “una actualización que no hizo el PSN” de su propuesta y que “obvia los sucesos del 2 de septiembre”.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Bildu y Geroa Bai no condenan la violencia en la Rochapea y los sabotajes en Chantrea y a la hípica