PREMIUM  PAMPLONA

Pamplona sacará los patinetes eléctricos de las aceras y convertirá la línea 9 en totalmente eléctrica

Se regulará el uso de los patinetes eléctricos, se incorporarán vehículos 100% eléctricos en la Línea 9 y se crearán 40 nuevos puntos de recarga.

Imagen del mapa de movilidad del Ayuntamiento de Pamplona. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA
Imagen del mapa de movilidad del Ayuntamiento de Pamplona. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA  

El Ayuntamiento de Pamplona implantará a lo largo de 2019 y 2020 un Plan de Movilidad Eléctrica que, entre otros aspectos, regula el uso de los Vehículos de Movilidad Personal (VMP), incluidos los patinetes eléctricos, que como criterio general se considera que no pueden circular por las aceras.

La responsable de Ecología Urbana y Movilidad, Alexia Canto, ha señalado en conferencia de prensa que, en función de la potencia y peso de cada tipo de VMP (patinetes eléctricos, segways, hoverboard, monociclo eléctrico o los ciclotaxis eléctricos), se estudiará si se permite su uso en los carriles-bici o se autoriza solo su utilización por la calzada.

El Ayuntamiento de Pamplona ha recibido ya tres propuestas de empresas, una de ellas con sede en Oslo, para implantar servicios de alquiler de patinetes eléctricos compartidos, un medio de locomoción que el consistorio quiere regular para que no se produzcan incidentes con vehículos, peatones o ciclistas.

El Plan recoge también la propuesta ya presentada de un servicio municipal de alquiler de bicicletas. Sería un sistema operativo las 24 horas del día, todos los días del año excepto en San Fermín y con estaciones en todos los barrios. 

El número de bicicletas pasaría de las 100 actuales a 250, todas ellas eléctricas, y se multiplicarían por cuatro las bases para poder acceder a ellas.

En este momento hay 5 estaciones en la ciudad (paseo Anelier, Plaza de Toros, UPNA, Universidad de Navarra y Vuelta del Castillo), que se ampliarían a 20. Así, el 95 % de la población tendrá una estación de bicicletas a menos de 500 metros de su domicilio. 

Por otro lado, ha explicado Canto, se ha llegado a un acuerdo para que la línea 9 de autobuses urbanos, que une la estación de tren con la Universidad Pública de Navarra, sea totalmente eléctrica en 2019.

Esa línea la compondrán seis autobuses 100 % eléctricos y se implantarán dos postes en las paradas de cabecera con el fin de que se pueda realizar la recarga de los vehículos de manera rápida.

El Plan también prevé el fomento del vehículo eléctrico y la mejora de la red de puntos de recarga. Pamplona cuenta en la actualidad con cuatro puntos de recarga lenta en las calles San Ignacio, Arcadio María Larraona y Esquíroz (punto doble) de 3,7 kW. 

Su uso se ha multiplicado por cuatro desde 2014, ya que en ese año se realizaron en esos puntos 288 recargas, mientras que en 2017 ascendieron a 1.056. 

Además, se ha pasado de apenas media docena de matriculaciones en 2011 a 160 vehículos eléctricos matriculados a junio de este año y se espera que esta cifra crezca "exponencialmente", ha indicado el director de la Oficina Estratégica, José Costero.

Entre 2019 y 2020 se instalarán 36 puntos de carga semirrápida de 7,4 kW (carga completa entre 1 y 10 horas) y otros 4 puntos de carga rápida de 50 kW (carga completa en 30–40 minutos).

El Ayuntamiento de Pamplona se hará cargo del coste de la instalación de los equipos, en torno a 468.000 euros, y una empresa externa los gestionaría mediante una concesión de servicio, sin coste para el consistorio.

El plan propone 18 localizaciones para los puntos de recarga semirrápida, con dos tomas en cada uno de ellos.

Se colocarán en los diferentes barrios de la ciudad y el número variará en función de la población residente en cada uno de ellos. De esta forma, el 90 % de las personas y del parque automovilístico tendrá un punto de recarga a menos de 300 metros de su vivienda

Las ubicaciones propuestas para los cuatro puntos de recarga rápida están en la estación de tren, en la zona hospitalaria, en el entorno de Baluarte y en la Universidad Pública de Navarra. 

Estos puntos de recarga se completarán con la instalación de una "fotolinera", que produce y almacena energía solar fotovoltaica para la recarga de vehículos eléctricos.

Así, ha destacado el concejal de Ecología Urbana y Movilidad, Joxe Abaurrea, Pamplona se situaría "a la vanguardia de las ciudades del Estado" en cuanto a movilidad eléctrica y en una "situación importante" en el ámbito internacional.

Pamplona contará con un punto de recarga por cada 4.400 habitante, en valores similares a las zonas metropolitanas de Estocolmo (3.894 personas) o Los Ángeles (4.815 personas), y muy por encima de otras ciudades españolas como Valladolid (un punto de recarga por cada 8.879 personas), Barcelona (por cada 12.770) o Zaragoza (por cada 33.055).


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Pamplona sacará los patinetes eléctricos de las aceras y convertirá la línea 9 en totalmente eléctrica