• viernes, 14 de mayo de 2021
  • Actualizado 22:22

 

 
 

SOCIEDAD

Las ayudas a instalaciones fotovoltaicas se multiplican por seis en Pamplona

El Ayuntamiento de Pamplona ha subvencionado el autoconsumo en viviendas con más de 17.900 euros

Parque fotovoltaico. CINFA
Parque fotovoltaico. ARCHIVO

El Ayuntamiento de Pamplona ha subvencionado con 17.907 euros ocho inversiones en instalaciones de generación de energía eléctrica fotovoltaica para autoconsumo en viviendas unifamiliares y edificios de viviendas, realizadas en la capital, una cuantía que sextuplica los 2.932 euros de 2019.

Entre las solicitudes, que se podían realizar hasta el pasado viernes, se encuentra la primera instalación de autoconsumo compartido de la ciudad, informa el Ayuntamiento de Pamplona en un comunicado.

Este proyecto es uno de los pioneros a nivel estatal en unir a una comunidad de ocho propietarios de un bloque de viviendas para compartir una instalación de generación de energía. Otras siete instalaciones individuales han sido también beneficiarias de la convocatoria de subvenciones.

Pamplona cuenta actualmente con 13 instalaciones de este tipo realizadas por la ciudadanía, de las cuales 11 ya se han podido beneficiar de las ayudas que cada año pone en marcha el Ayuntamiento. La potencia instalada es de 675 kilovatios.

De estas instalaciones, el 15 % son propiedad del Ayuntamiento y otro 30 %, del Gobierno de Navarra.

La última instalación que el Ayuntamiento de Pamplona está poniendo en marcha se ubica en el edificio municipal de la calle Monasterio de Irache y aumentará la potencia instalada en un 25 %.

Esta instalación se convertirá en la más grande en propiedad del Ayuntamiento, tanto en modalidad de venta a red como autoconsumo. Cuenta con 266 paneles solares y una potencia total de 77 kilovatios que aportarán energía eléctrica para autoconsumo, lo que supone entre el 10 y el 15 % de la demanda total del edificio.

La del edificio de Monasterio de Irache será la sexta instalación de autoconsumo municipal, que además se sumará a las otras 24 existentes de venta de energía a red.

Las primeras instalaciones legalizadas como productores de venta a mercado tuvieron unos costes de instalación de entre 7-10 euros/kWp instalado, un dato que ha evolucionado hasta las últimas, que han costado menos de 2 euros/kWp.

Esta reducción de costes ha permitido que las últimas instalaciones puedan ser de mayores dimensiones y generen energía a costes menores a 6 céntimos/kWh, lo que las hace más competitivas.

La puesta en marcha de este tipo de instalaciones, destaca el Ayuntamiento de Pamplona, "tiene consecuencias positivas directas tanto para sus promotores como para la ciudad".

A nivel de punto de suministro suponen un ahorro en la factura eléctrica, una generación renovable descentralizada y una mayor resiliencia de esas viviendas ante fluctuaciones en los mercados eléctricos. A nivel de ciudad, consiguen aumentar la generación renovable, reduciendo la dependencia energética del exterior y generando ingresos y actividad económica. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Las ayudas a instalaciones fotovoltaicas se multiplican por seis en Pamplona