• jueves, 21 de octubre de 2021
  • Actualizado 08:21

 

 
 

PAMPLONA

Asirón (Bildu) utiliza la manida herencia recibida para tapar su gestión: "Recibimos una ciudad en parálisis"

El alcalde de Pamplona intenta explicar que hasta la llegada de Bildu la ciudad prácticamente esta detenida y vivía casi en cuarentena. 

Debate sobre el Estado de la Ciudad en el Ayuntamiento de Pamplona (6). IÑIGO ALZUGARAY
Joseba Asirón y Aritz Romeo, de Bildu, junto a una de las concejales de Geroa Bai. IÑIGO ALZUGARAY

Joseba Asirón ha vuelto a utilizar la manida herencia recibida como excusa perfecta para tapar su gestión municipal. En sólo un año, Bildu ha desquiciado a los pamploneses con decenas de medidas autoritarias y que muchas de ellas han comportada sentencias en contra, la última por imponer la ikurriña a los pamploneses. 

En el debate sobre el estado de la ciudad celebrado este jueves en el consistorio pamplonés, Asirón se ha mostrado "satisfecho" de su trabajo, sin mencionar las polémicas decisiones sobre las escuelas infantiles por obligar a estudiar a los niños en euskera, su cesión de espacios a colectivos afines en San Fermín, su intentó de censurar una exposición sobre las víctimas de ETA o la organización de una exposición blasfema en Pamplona. 

Según Asirón, todos los problemas que tenía Pamplona prácticamente han desaparecido con su llegada, y ha vendido que se encontró una ciudad "con cierta parálisis y bloqueo institucional".

Joseba Asiron ha afirmado, que el equipo de Gobierno cuatripartito dirigido por Bildu con el apoyo expreso de Geroa Bai, Aranzadi-Podemos e I-E ha sido capaz de sacar adelante "un acuerdo programático entre cuatro fuerzas diferentes, lo que constata la capacidad de consenso", ha destacado.

En todo caso, Asiron ha dicho que frente a quienes le acusan de inacción, el Ayuntamiento ha aprobado "una herramienta normativa cada 52 días, ha puesto en marcha un proyecto cada diez días, y ha cumplido un compromiso del acuerdo programático cada ocho días".

El alcalde ha incidido además en que los 12,1 millones de inejecuciones presupuestarias en el año 2015 han permitido elevar para este año en 5,2 millones de euros las inversiones previstas, lo que va a servir para realizar mejoras en los barrios y en centros de enseñanza, rehabilitar el parque municipal de viviendas, o impulsar carriles bici.

Joseba Asiron ha dicho que no se "conforma con gestionar sin más la ciudad, queremos repensarla y posicionarla como un referente en lo que a movilidad, cultura y convivencia se refiere", y para ello se está elaborando un Plan Estratégico de Ciudad que estaría listo para octubre.

"TENEMOS AMBICIÓN E ILUSIÓN"

El primer edil ha asegurado que "quedan muchísimas cosas por hacer, tenemos ganas, ambición e ilusión para sacar adelante todos los proyectos que son de todos". "Hace un año adquirí el compromiso de trabajar por una ciudad más abierta, amable, solidaria y respetuosa, y este equipo de Gobierno no va a cejar en la búsqueda de esa ciudad mejor bajo un paradigma irrenunciable, el de que somos un Gobierno plural para una ciudad plural y diversa", ha afirmado.

En este sentido, el alcalde ha explicado que cuando tomó posesión percibía "una situación de bloqueo institucional y de marginación de amplios sectores de la población, bien fuera por razones sociales identitarias o lingüísticas" y ha explicado que "para afrontar esta situación contábamos con un cuatripartito en el que la seña de identidad mas evidente era la pluralidad" entendida como "riqueza".

El alcalde ha adelantado que el futuro Plan Estratégico de Ciudad estará asentado sobre cuatro pilares. El primero, que Pamplona será "una ciudad que cuide y defienda a su ciudadanía, para lo que mantendremos el aumento en las partidas sociales y se rehabilitarán viviendas vacías y abandonadas", entre otras medidas.

En segundo lugar, se elaborará un plan de movilidad sostenible junto con la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona para dar prioridad al peatón y crear una red "eficaz y continua" de carriles bici. En tercer lugar, el Plan Estratégico impulsará una "ciudad plural, diversa y con memoria, desde el respeto a todas las culturas". Y finalmente, "Pamplona será una ciudad cosmopolita en la que la cultura será el primer motor del turismo".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Asirón (Bildu) utiliza la manida herencia recibida para tapar su gestión: "Recibimos una ciudad en parálisis"