PREMIUM  PAMPLONA

Asirón aprueba dos convenios para regular las cesiones ilegales de los gaztetxes de Pamplona

Entre las condiciones fijadas por el Consistorio de Pamplona, no se permite realizar "todo acto religioso y sectario".

Imagen de Antzara, el gaztetxe de propiedad municipal de Mendillorri. FACEBOOK
Imagen de Antzara, el gaztetxe de propiedad municipal de Mendillorri. FACEBOOK  

Tras la sentencia del Tribunal Administrativo de Navarra asegurando que el Ayuntamiento de Pamplona se saltó la ley para ceder el palacio de Redín y Cruzat a colectivos afines, al igual que ya se dictó con Antzara, el 'gaztetxe' de Mendillorri, ahora el equipo de gobierno del alcalde Joseba Asirón (EH Bildu) ha creado dos convenios para revestir de legalidad estas cesiones.

Según ha informado el Consistorio, se han aprobado sendos convenios de colaboración para la regulación y el uso de los llamados "Centros Comunitarios de Iniciativa Social" Antzara y Plazara, en Mendillorri y el Casco Antiguo, respectivamente.

El Consistorio firmará estos convenios con las entidades y asociaciones ciudadanas sin ánimo de lucro que desarrollan en ellos sus actividades sociales y culturales. Los convenios para el uso y disfrute de los edificios municipales estarán en vigor hasta el 30 de octubre de 2022, con opción de prórroga de otros cuatro años.

La firma de estos convenios viene requerida en la ordenanza reguladora de uso y funcionamiento de los Centros Comunitarios de Iniciativa Social. Los convenios tienen por objeto regular el uso por parte de entidades y colectivos sin ánimo de lucro, que desarrollan actividades destinadas a la acción comunitaria y/o la transformación social en los edificios de Antzara y Plazara, ambos de propiedad municipal y de naturaleza jurídica de dominio público. En este último caso, y mientras se desarrollen las obras de reforma del palacio, las actividades se desarrollarán en las antiguas instalaciones de Muebles Apesteguía, en calle Mayor número 14.

Las entidades participantes en cada Centro Comunitario constituirán una asamblea del centro en la que estarán representadas al menos una persona de cada organización usuaria. Esa asamblea la conformarán inicialmente las entidades, colectivos y personas que desarrollan en la actualidad su trabajo socio-vecinal en el centro.

Según la nota del Ayuntamiento, podrán acceder a la utilización y gestión del Centro Comunitario todas aquellas entidades, colectivos y personas que se incorporen a la dinámica del centro con algún tipo de actividad en el marco de la acción comunitaria, lo soliciten y sean aprobado expresamente por la Asamblea.

Además, se contará con una comisión de seguimiento, formada por una representación de las entidades participantes y personal técnico municipal para dar seguimiento al cumplimiento del convenio.

Los convenios señalan también los objetivos de estos Centros Comunitarios. Entre ellos se encuentran facilitar el acceso al centro por parte del tejido comunitario del barrio y de la ciudad; fomentar la articulación social y la ciudadanía activa del barrio y de la ciudad; fortalecer las dinámicas de cooperación entre las entidades sociales, la ciudadanía y las instituciones comprometidas con el desarrollo local; desarrollar experiencias de aprendizaje y capacitación socio-comunitaria destinada a los diferentes agentes sociales del territorio; o generar espacios de encuentro y reflexión de la ciudadanía activa, los colectivos y asociaciones y las profesionales de los servicios públicos del barrio y de la ciudad.

ACTIVIDADES "ACCESIBLES", PERO NO "ACTOS RELIGIOSOS Y SECTARIOS"

Las actividades que acojan esos centros serán "accesibles y abiertas". Según el Ayuntamiento de Pamplona, los actos tendrán carácter socioeducativo, sociocultural y/o sociocomunitario, estando vinculadas a la transformación social del barrio y la ciudad, la participación ciudadana, la acción comunitaria, el empoderamiento social y el desarrollo cultural.

"Queda excluido de manera expresa todo acto religioso y sectario, actos electorales organizados por partidos políticos o actividades que vulneren los derechos humanos", especifica el Ayuntamiento de Pamplona igualando las celebraciones religiosas con los actos "sectarios".

El horario de cada Centro Comunitario vendrá regulado en el respectivo convenio y, en todo caso, se adaptará a la realización de las actividades programadas y se concretará para conocimiento público, previa consideración por parte de la comisión de seguimiento.

Las entidades y asociaciones accederán a los locales mediante el sistema que se determine. Cada uno de esos grupos deberá firmar un compromiso de correcto uso de la llave, tarjeta u otros sistemas de acceso a las instalaciones.

Las personas, colectivos y entidades usuarias se responsabilizarán de hacer un buen uso de las instalaciones. Asimismo, se responsabilizan del buen estado, orden y limpieza de las salas y elementos comunes que utilicen al final de cada sesión de uso.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Asirón aprueba dos convenios para regular las cesiones ilegales de los gaztetxes de Pamplona