PAMPLONA

Cuestión de tráfico: Aranzadi pone una condición para aprobar los presupuestos de Pamplona

Los exsocios de gobierno de Asirón han acusado a Bildu y Geroa Bai de "falta de voluntad" para modificar la circulación en la capital navarra.

El concejal Armando Cuenca presenta su propuesta para la calle Sadar de Pamplona.
El concejal Armando Cuenca presenta su propuesta para la calle Sadar de Pamplona.  

El grupo municipal de Aranzadi en el Ayuntamiento de Pamplona quiere que la reducción de los límites de velocidad a 30 por hora en la ciudad sea "una medida real y no un mero reclamo propagandístico", por lo que ha condicionado su apoyo a los presupuestos municipales para 2019 a "una apuesta sincera" por esta medida.

En concreto, Aranzadi ha pedido al Gobierno municipal de EH Bildu y Geroa Bai que "la nueva Ordenanza de Movilidad sea acorde con las promesas y establezca la velocidad máxima en 30km/h, en lugar de los 50km/h recogidos en su borrador".

"La velocidad máxima en Pamplona debe ser 30km/h en todas las vías por defecto y, en caso de que se considere necesario y, a través del informe correspondiente, establecer excepciones donde sea necesario", ha afirmado la candidatura ciudadana.

Según Aranzadi, el planteamiento actual del borrador "no cambia nada con respecto a la situación actual a 50, sino que establece un periodo de 6 meses para ir poniendo a 30km/h un cierto número de calles que no se han detallado todavía".

ACUSAN A BILDU Y GEROA DE "FALTA DE VOLUNTAD"

Actualmente existen unas 200 calles con velocidad 30 en Pamplona y "nada impide al ayuntamiento de Pamplona ir poniendo a 30km/h las calles más peligrosas de la ciudad, sin esperar a la aprobación de la ordenanza". "Todo indica que, una vez más, que existe una falta de voluntad por parte de Geroa Bai y EH Bildu por tomar medidas serias contra los atropellos", ha considerado, sin embargo, Aranzadi.

El partido del concejal Armando Cuenca ha afirmado que "para acompañar un cambio de este calado es preciso invertir en modificar el diseño de algunas vías". "La buena experiencia de ciudades como Irún, Bristol o Pontevedra es la prueba de que el cambio normativo produce por sí mismo una reducción de la velocidad media en la ciudad", ha explicado.

El concejal Armando Cuenca (centro) durante un acto del grupo municipal de Aranzadi en el Ayuntamiento de Pamplona. Archivo / PABLO LASAOSA

Según Aranzadi, los estudios llevados a cabo muestran una bajada de la velocidad media en Bristol de 4km/h, así como una caída de los accidentes en el caso de Irún, de 400 registrados en 2011, a 157, en 2017. "Pero también demuestran que hay algunas calles, en las que persisten los comportamientos irresponsables. Es en ellas, donde hay que invertir en medidas de calmado de tráfico sencillas, como los pasos de peatones sobre-elevados", ha señalado.

En las inversiones financieramente sostenibles de 2018, se aprobaron 180.000 euros para mejoras en la seguridad en unos 10 pasos peatonales. Sin embargo, Aranzadi ha considerado que "la gravedad de la situación, con 15 fallecidos en esta legislatura frente a los 3 de Vitoria en el mismo periodo, obliga a una inversión de al menos un millón de euros que permita mejorar en torno a 100 pasos de peatones durante el año 2019".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Cuestión de tráfico: Aranzadi pone una condición para aprobar los presupuestos de Pamplona