• sábado, 28 de mayo de 2022
  • Actualizado 13:17

 

 
 

PAMPLONA

Intentan 'okupar' el antiguo cine Guelbenzu para crear el Centro Socialista de Iruñerria

La policía pudo desalojar este pasado martes el edificio en la Milagrosa, que miembros de Kontseilu Sozialista Iruñerria intentaban 'okupar' para crear un centro.

Imagen del antiguo cine Guelbenzu en planta baja con la puerta de entrada junto a las columnas y la taquilla. Navarra.com
Imagen del antiguo cine Guelbenzu en planta baja con la puerta de entrada junto a las columnas y la taquilla. Navarra.com

El edificio que albergó el antiguo cine Guelbenzu, situado en el barrio pamplonés de la Milagrosa, está ya vacío tras un intento de ocupación por un grupo de unas 20 personas.

Según han informado fuentes de la Policía Municipal de Pamplona a Efe, tras recibir el aviso este martes de que el edificio podía estar ocupado, patrullas de policía han acudido hasta el lugar y una vez que el propietario ha registrado una denuncia, han solicitado permiso al juzgado para poder entrar a registrar el inmueble.

En ese periodo de tiempo, la Policía Municipal en colaboración con la Policía Nacional ha evitado que un grupo de personas entrara al edificio. Cuando los agentes han recibido el permiso y han entrado, ya no quedaba nadie dentro del antiguo cine de Guelbenzu.

La Policía se quedó en la zona mientras el propietario sellaba la entrada al edificio.

LOS 'OKUPAS' DENUNCIAN "ACOSO POLICIAL"

En este sentido, Kontseilu Sozialista Iruñerria ha admitido el intento de 'okupación' y, a través de un comunicado, ha criticado que "el constante acoso policial que bloquea y restringe el acceso al nuevo Centro Socialista de Iruñerria".

"El sábado 16 de abril dimos a conocer la reapropiación de los cines de la calle Guelbenzu. Al día siguiente la policía estableció un control de acceso al estilo de las empresas de desocupación, sin ninguna orden judicial de desalojo", señala la asociación.

Así, explican que "a pesar de haber identificado a una persona como residente del edificio, ha habido vigilancia día y noche, con patrullas que se turnaban asegurando la zona de forma permanente, tocando las puertas continuamente, e incluso intentando entrar por las ventanas. Han restringido el libre acceso y la movilidad a los militantes, bloqueando la actividad que queríamos desarrollar. Han cerrado calles restringiendo la libre circulación de las personas. Han identificado a decenas de personas que pretendían acceder o simplemente protestaban por su presencia".

"Tras dos días de constante acoso, el Centro Socialista ha sido desalojado a través de una orden de desalojo cautelar, orden arbitraria que vulnera de facto nuestro pequeño margen de defensa jurídica, denuncia esta organización, y asegura que no han tenido "en nuestras manos la supuesta orden judicial que habría autorizado el desalojo". 

El colectivo dice que "tanto la impunidad policial como la arbitrariedad judicial" se sitúa "en un contexto de ofensiva política contra los derechos civiles y políticos fundamentales, así como los derechos de movilidad, manifestación y reunión". "Esa ofensiva cristaliza en buena medida en una utilización a conveniencia de la separación de poderes, que queda en suspenso cuando los intereses del capital así lo requieren. En este caso la policía ha actuado como juez, tomando parte en la limitación de los derechos antes mencionados en favor del derecho a la propiedad privada, que no es sino el derecho a la exclusión de esta para el proletariado", añade.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Intentan 'okupar' el antiguo cine Guelbenzu para crear el Centro Socialista de Iruñerria