• domingo, 19 de septiembre de 2021
  • Actualizado 17:12

 

 
 

PAMPLONA

Aitor Francos y Mikel Arruabarrena se imponen en el Premio Internacional de Poesía Ciudad de Pamplona

Ambos han recibido sendos premios de 3.000 euros y verán la edición de sus poemarios, ha informado el Ayuntamiento de la capital navarra.

Ganadores del Premio Internacional de Poesía Ciudad de Pamplona (2) AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA
Ganadores del Premio Internacional de Poesía Ciudad de Pamplona. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA

Aitor Francos Ajona, en la modalidad de castellano, y Mikel Arruabarrena, en la de euskera, han sido los galardonados con el Premio Internacional de Poesía Ciudad de Pamplona. El concurso, organizado por el Ateneo Navarro, con el patrocinio del Ayuntamiento de Pamplona, ha alcanzado la XIII edición en castellano y la IV en euskera.

Los galardones han sido entregados esta semana en el palacio del Condestable por el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, y por el vicepresidente del Ateneo Navarro, Pedro Salaberri. Consisten en sendos premios económicos de 3.000 euros y la edición de los poemarios ganadores. En el acto también han participado la concejala delegada de Cultura e Igualdad, María García-Barberena; el vocal de Literatura y Lingüística, Javier Asiáin; y el vocal de Euskera y Cultura Popular, Josu Jiménez Maia.

Aitor Francos Ajona (Bilbao, 1986) ha ganado el premio de esta edición por el poemario Los días andan sueltos, un libro de haikus que comienza con versos libre y continúa con la métrica tradicional. Este género poético, en palabras de los miembros del jurado, permite recoger la instantaneidad, el momento, algo que ha hecho el autor. Lo mismo que colocar a la naturaleza en el centro de la obra. Sin embargo, ha destacado que no se ha atenido estrictamente al método japonés, sino que lo ha enriquecido con la idiosincrasia occidental. Así, ha logrado una poesía muy técnica, bien construida, ingeniosa e inteligente; llegando desde lo mínimo a la máxima expresión en una obra de la que se ha destacado la gran calidad de sus 400 versos.

Cada poema puede leerse independientemente, lo que permite pequeñas lecturas y que se acerquen al género poético personas que habitualmente no lo hacen. Fue elegido por unanimidad del jurado.

Ganadores del Premio Internacional de Poesía Ciudad de Pamplona. AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA

Francos ha publicado desde el año 2011, cuando vio la luz su primer trabajo, Igloo, una decena de obras, y ha sido incluido en varias antologías. Ha recibido los premios Surcos, Hermanos Machado y José Bergamín. Asimismo, ha preparado la antología de poesía vasca Las aguas tranquilas, con traducciones al euskera de ocho poetas vascos actuales. Escribe crítica y artículos para suplementos como Pérgola y en revistas como Quimera.

EL INICIO, EN FUENTERRABÍA

Por su parte, Mikel Arruabarrena Larrarte (Fuenterrabía, 1994) presentó al certamen Ahanzturaren bezperan. Arruabarrena realiza en estos momentos el doctorado en Física en el Centro de Física de Materiales de San Sebastián de la Universidad del País Vasco.

Comenzó en el mundo literario a través del concurso de poesía en euskera que se organiza en Fuenterrabía y al que se presentaba, ganando en algunas ocasiones, cuando estudiaba en el instituto de la localidad.

Su trabajo, según el jurado, ha destacado por la fuerza, el buen ritmo, la construcción de los versos muy técnica y bien elaborada, y la temática, que hacía intuir que podía tratarse de una persona joven. También ha sido elegido por unanimidad del jurado.

En la modalidad de castellano, el jurado ha estado compuesto por Mercedes Serna, profesora titular de Literatura Hispanoamericana en la Universidad de Barcelona; Jesús Munárriz, director gerente de la Editorial Hiperión; y Javier Asiáin, vocal de Literatura y Lingüística del Ateneo Navarro y secretario del jurado.

En euskera, han tomado parte Aintzane Galardi, ganadora de la edición anterior del Premio de Poesía Ciudad de Pamplona en esa modalidad; Unai Pascual, editor de la editorial Denonartean; y Josu Jiménez Maia, vocal de Euskera y Cultura Popular del Ateneo Navarro y secretario del jurado de euskera.

MÁS DE 360 OBRAS PRESENTADAS

Al concurso se presentaron 366 poemarios, de los que 357 son en castellano y 9 en euskera. Como en ediciones anteriores, sigue aumentando la cifra de participantes por internet. Este año, en castellano, el 94% de las obras llegaron por este medio; mientras que en euskera fueron el 89%. En el 2018, en castellano se recibieron 405 poemarios, un 27% más que en el 2017, cuando se presentaron 319. En euskera llegaron ese año 22 obras, más del doble que el anterior, cuando se registraron 9, la misma cifra que este año.

El 65% de las obras presentadas en castellano (230 de las 357) tienen una procedencia nacional y el 35% son extranjeras. En esta edición, la autonomía con más obras presentadas ha sido Andalucía, con 39; seguida de Madrid; con 35; Navarra, con 23; Castilla-La Mancha, con 20; y Cataluña, con 18. A continuación se sitúan Castilla y León, con 13; Comunidad Valenciana y el País Vasco, con 12; Murcia, con 11; Aragón, con 9; Extremadura, Galicia y las islas Canarias, con 7; Asturias, con 6; islas Baleares y La Rioja; con 3; y Cantabria, con 2.

Entre los poemarios recibidos desde el extranjero, destacan los 25 de Cuba y los 24 de Argentina; seguidos de los 15 de Colombia y los 8 de México y otros tantos de Venezuela, junto con los 5 de Perú, Ecuador y Estados Unidos, los 4 de Chile y de Alemania, los 2 de Portugal, República Dominicana y Uruguay, y con un solo poemario, Brasil, Costa Rica, Dinamarca, Israel, Italia, Paraguay y Turquía. De las 9 obras recibidas en euskera, 5 son de Navarra, 3 de Guipúzcoa y uno de Vizcaya.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Aitor Francos y Mikel Arruabarrena se imponen en el Premio Internacional de Poesía Ciudad de Pamplona