• domingo, 20 de junio de 2021
  • Actualizado 06:05

 

 
 

OSASUNA

El órdago de Sabalza o cómo salir del atolladero: Osasuna está en Segunda a falta de diez jornadas

La escena se repite. Ezcurra en 1994 y Archanco en 2014 también dimitieron "por las críticas" con el equipo descendido.

La bandera del club se cayó varias veces durante la última asamblea.
La bandera del club se cayó varias veces durante la última asamblea.

La temporada deportiva que vive Osasuna, y a la que aún le quedan casi dos meses de competición hasta el 21 de mayo, se puede calificar de catastrófica. El equipo rojillo es colista a quince puntos de la permanencia con una sola victoria en liga y con once puntos en la tabla, después de 28 partidos jugados.

Nunca en la larga historia del club en Primera, 37 temporadas, se había vivido algo parecido. La campaña ha sido un padecimiento contínuo donde todas las decisiones deportivas han sido erróneas. La realidad es que el equipo ha ofrecido un nivel muy bajo, lejano a lo que se exige en Primera, pese a los once fichajes más los tres que llegaron en el mercado navideño.

Con el equipo hundido tras la derrota en Las Palmas (5-2) el 5 de marzo, la directiva anunció públicamente que trabajaba para un nuevo proyecto en Segunda división, en busca de un director deportivo y de un nuevo entrenador.

Ahora todo se va al garete. Todo queda en papel mojado con el anuncio de Sabalza este jueves 23 de marzo de convocar elecciones anticipadas a diez jornadas del final. "Esta Junta Directiva está harta" aseguró el mandatario rojillo durante la asamblea. Suponemos que de las críticas.

Si el presidente está harto, habrá que preguntar cómo está el socio y el aficionado después de la vergonzosa campaña deportiva de la que él y su Junta Directiva son los máximos responsables, que no los únicos. Este órdago de la dimisión ya lo hemos visto otras veces.

Fermín Ezcurra dimitió también por las críticas el 9 de marzo de 1994 con el equipo colista de Primera a once jornadas del final, dejando al equipo a los pies de los caballos. Miguel Archanco también dimitió en 2014 con el descenso consumado a Segunda tras aquel Osasuna -Betis (2-1) en la última jornada de liga.

A partir de ahora, el órdago de Sabalza pondrá a prueba si un club deportivo como Osasuna puede mantenerse en el fútbol profesional. La palabra es de los socios, de los que asisten con resignación al estadio, y de los que toman el megáfono creyendo que el club es suyo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El órdago de Sabalza o cómo salir del atolladero: Osasuna está en Segunda a falta de diez jornadas