SOCIEDAD

Estas son las cuatro fases para salir en mes y medio del estado de alarma por el coronavirus

La fase cero comenzará el próximo lunes, 4 de mayo, y, en el escenario más optimista, la nueva normalidad llegaría en junio.

Las calles del casco viejo, llenas de gente con mascarilla durante la crisis por coronavirus en Pamplona. MIGUEL OSÉS
Las calles del casco viejo, llenas de gente con mascarilla durante la crisis por coronavirus en Pamplona. MIGUEL OSÉS  

El Gobierno de España ha diseñado un plan de desconfinamiento en cuatro fases que arrancará el próximo lunes, 4 mayo, con la reapertura de actividades con cita previa y atención individual, como los restaurantes con comida para llevar, que deberán seguir todas las medidas de sanidad y seguridad.

Todas las medidas que se adopten en estas cuatro fases se aplicarán por provincias o islas, y terminarán de aplicarse a finales de junio, cuando se dará por recuperada la normalidad. Siempre que la pandemia continúe su evolución favorable.

"Estaremos en la nueva normalidad si la epidemia está controlada en todos y cada uno de los territorios", ha advertido el presidente del Gobierno, Pedro Sanchez, al anunciar el plan tras el Consejo de Ministros de este martes.

Cada fase durará dos semanas y se avanzará a la siguiente etapa si los indicadores sanitarios apuntan que es posible continuar. Después, se pasará a la etapa de la "nueva normalidad", en la que continuarán las medidas de control y el uso de material preventivo.

La primera de las fases, denominada faso cero, arrancará el 4 de mayo y en ella se permitirá también, además de poder adquirir comida para llevar en los restaurantes, el entrenamiento individual para los deportes profesionales.

La segunda de las fases, o fase una (que comenzaría, a priori, el 11 de mayo), consistirá en el inicio parcial de las actividades. Se permitirán las aperturas de los pequeños comercios (no las de los centros comerciales), además de las terrazas de los bares y restaurantes (con un límite de ocupación del 30%), y los hoteles y alojamientos turísticos. Por supuesto, con limitaciones de aforo. Además, habrá un horario preferente para los mayores de 65 años.

También se prevé en esta fase una la apertura de centros de alto rendimiento por turnos y el entrenamiento medio en ligas profesionales. Asimismo, volverán las actividades pesqueras y agroalimentarias, con algunas restricciones, y los lugares de culto, pero con aforo limitado.

APERTURA DE LOCALES

Por otro lado, en la siguiente fase, la fase dos (que se iniciaría, como fecha aproximada, el 25 de mayo), se producirá la apertura del interior de los locales (con un aforo de un tercio) y también la visita de monumentos, así como los cines, los teatros y los auditorios, con butacas preasignadas y limitación de aforo a un tercio.

Habrá visitas a museos y actos culturales en locales cerrados con menos de 50 personas. Al aire libre, serán para 400 personas con aforo limitado. Los lugares de culto aceptarán hasta el 50%. Se reanudará también la caza y la pesca.

El último de los períodos (en el que se abrirán las playas) será la fase avanzada, que comenzaría el 8 de junio. En el ámbito comercial, habrá un máximo del 50% de los aforos, con distancias de dos metros. En el ámbito cultural, se irá abriendo la mano. La fase tres supondrá que se flexibilizará la movilidad general, ha agregado el presidente, siempre con el uso recomendado de mascarillas, y se ampliará la ocupación de espacios, como el comercio, por ejemplo, que podrá tener un aforo limitado al 50%.

Después, vendrá la "nueva normalidad" (que podría ser el 22 de junio) que ha anunciado este martes Pedro Sánchez. Cada una de las fases durará dos semanas, y se establecerán por provincias. Las regiones deberán cumplir una serie de requisitos para poder pasar de una fase a otra.

SIN CURSO PRESENCIAL

Sánchez ha dicho asimismo que el Gobierno descarta reanudar la docencia presencial este curso, que finalizará con enseñanza a distancia, y solo abrirá los centros educativos para clases de refuerzo y para alumnos menores de seis años cuyos padres estén trabajando.

"El curso escolar comenzará en septiembre", ha remarcado Sánchez, descartando la posibilidad, como reclamó la presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, de que los estudiantes pudieran regresar al menos unos días a sus clases este curso, un anhelo que mantenía también la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá.

El presidente ha concretado que en la fase dos del plan de desescalada se permitirá que estudiantes que necesiten clases de refuerzo puedan acudir a los centros educativos, cerrados desde el pasado 16 de marzo por el decreto del estado de alarma. También para los alumnos de Educación Infantil, para facilitar la conciliación familiar, cuando ambos padres trabajen.

Además, Sánchez ha mencionado otra excepción en el ámbito educativo: la Evaluación de Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU), la antigua Selectividad, que se celebrará del 22 de junio al 10 de julio de forma presencial en aulas de universidades de toda España.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Estas son las cuatro fases para salir en mes y medio del estado de alarma por el coronavirus