NACIONAL

Un juez obliga a una mujer embarazada a someterse a un parto inducido contra su voluntad

La madre y la Asociación Catalana para un Parto Respetado han recurrido la orden judicial que pidió el hospital.

Imagen de una mujer embarazada. EP
Imagen de una mujer embarazada. EP  

El hospital Sant Joan de Déu en Sant Boi de Llobregat recurrió a la justicia para obligar a una mujer a que los médicos le indujesen el parto mediante una orden judicial, esgrimiendo peligro inminente para el nonato.

Así lo ha asegurado en un comunicado la Asociación Catalana para un Parto Respetado, Dóna llum, que ha considerado que se trata de unos hechos de "extrema gravedad".

La entidad ha detallado que la paciente, a quien llaman con el pseudónimo de Rosa, rechazó en dos ocasiones el consejo del equipo médico de inducir el parto, acogiéndose al "derecho de la autonomía del paciente".

Sin embargo, tras la segunda negativa, el centro recurrió a la justicia, y agentes de los Mossos d'Esquadra se personaron en casa de la paciente y la acompañaron hasta el centro, donde le indujeron el parto seis horas más tarde.

Esta espera, según la entidad, demuestra que no existía tal peligro inminente ni un riesgo para la criatura que justifique la orden judicial.

Por este motivo, piden a los responsables del hospital que se disculpen públicamente, que depuren responsabilidades y que implementen medidas para evitar actitudes "autoritarias".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un juez obliga a una mujer embarazada a someterse a un parto inducido contra su voluntad