• jueves, 30 de junio de 2022
  • Actualizado 08:57
 
 

TRIBUNALES

Condenada a prisión la encargada de un comedor por la muerte de una niña al comer helado

La magistrada considera que "había sido informada de ello tanto por parte de la empresa para la que trabajaba como por parte de los padres de la menor".

Juicio contra la monitora del centro y la encargada de los niños alérgicos en el comedor del colegio La Salle, en Palma. EUROPA PRESS
Juicio contra la monitora del centro y la encargada de los niños alérgicos en el comedor del colegio La Salle, en Palma. EUROPA PRESS

La encargada de los alérgicos del comedor del colegio La Salle, de Palma, ha sido condenada a un año y medio de cárcel por la muerte de una alumna de cinco años tras comer un helado al que era alérgica.

La sentencia del juzgado de lo penal número 1 de Palma también condena a la monitora del centro y le impone una multa de 900 euros. Además, en el primer caso le impone una año y medio de inhabilitación por una falta grave. El fallo no es firme y puede ser recurrido en un plazo de diez días.

En concreto, la jueza condena a la encargada de los alérgicos del comedor a un delito de homicidio por imprudencia grave y a la monitora, al mismo delito pero menos grave.

En el primer caso, la magistrada considera hechos probados que tenía "pleno conocimiento de la alergia" que la menor padecía, "dado que había sido informada de ello tanto por parte de la empresa para la que trabajaba como por parte de los padres de la menor". También, relata que la monitora sabía de la alergia de la niña porque había sido su tutora de comedor "durante todo ese curso y el anterior".

Igualmente, se ha referido a la defensa de la encargada del comedor que sostuvo durante el juicio que ésta no había entregado el helado a la monitora. Sin embargo, asegura que esto quedó "totalmente desvirtuado durante el juicio" tras la declaración "absolutamente contundente y coherente" de cuatro testigos.

La jueza considera que concurre en la conducta de la acusada "notoria y grave infracción de deberes" en el desarrollo de la actividad que como responsable de alérgenos tenía encomendada. "Ese día debería haber descartado inmediatamente un helado que contenía proteína de vaca", subraya.

Ante esto, insiste en que la encargada del comedor "pudo y debió conocer el riesgo del que, por una inexcusable falta de atención, no fue consciente en el momento de la acción". Por tanto, añade, "el daño --en relación a la muerte de la menor-- era evitable y previsible"

El juicio a ambas profesionales se celebró en Palma a principios de este mes. Entonces, el fiscal concluyó que tanto la monitora como la encargada de los alérgicos del comedor de un colegio de Palma cometieron un delito de homicidio por imprudencia grave al entregar a la alumna de cinco años el helado que causó su muerte tras provocarle una reacción alérgica.

La Fiscalía pedía para ambas dos años de prisión al creer que quedaba probado que "las dos son responsables de que la niña se comiera el helado". Al ser alérgica la proteína de leche de vaca, el 24 de mayo de 2019, la pequeña sufrió un shock anafiláctico y falleció.

Del mismo modo se pronunció la acusación particular, que en su caso pedía una pena de cárcel de cuatro años a cada una de las trabajadoras. El letrado justificó la elevación de la pena por el hecho de que el centro, entre otras cuestiones, contara con tarjetas identificativas, bandejas de colores diferentes e incluso espacios entre sitios para proteger a la menor y, aún así, sucediera este final.

En su último turno de palabra, la encargada pidió disculpas a la familia por lo sucedido, mientras que la monitora sostuvo que "siempre" dijo su verdad.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Condenada a prisión la encargada de un comedor por la muerte de una niña al comer helado