• lunes, 06 de diciembre de 2021
  • Actualizado 23:07

 

 
 

SUCESOS

Alcohol y estriptis en una diócesis: el desmadre que ha costado el puesto al responsable de una cofradía

Los hechos se difundieron en unos vídeos en los que se puede ver a un cofrade subido en una barra sin camisa, bajándose los pantalones y quedándose en ropa interior.

Fragmentos del vídeo en el que se ve al cofrade haciendo un estriptis LA GACETA DE SALAMANCA
Fragmentos del vídeo en el que se ve al cofrade haciendo un estriptis. LA GACETA DE SALAMANCA

El hermano mayor de la Hermandad Dominicana de Salamanca, José Fernando Iglesias, ha anunciado su dimisión tras publicarse unos vídeos de una fiesta con alcohol celebrada en unas instalaciones de la Diócesis, en la denominada Casa de la Iglesia, y en la que un cofrade hizo un estriptis, según publica La Gaceta de Salamanca.

En su carta de dimisión "irrevocable", a la que ha tenido acceso Efe este, Iglesias ha calificado de "deplorables" los hechos sucedidos durante una comida y, como "primera autoridad de la Hermandad", ha estimado que no puede ni debe "eludir la responsabilidad por los comportamientos indignos mantenidos", por lo que ha presentado su renuncia.

Asimismo, ha añadido que desde el primer momento ha sido "consciente de que esta decisión era lo más coherente con lo ocurrido" y que ya lo había comunicado a la Junta de Gobierno de la Hermandad, pero que su idea era "esperar al Cabildo General" previsto para mañana para presentarla.

Como consecuencia de lo sucedido, el obispo de la Diócesis de Salamanca, Carlos López, ha firmado un decreto en el que acepta la dimisión presentada por el hermano mayor de la Hermandad Dominicana y decidido "constituir un equipo de comisarios que gobierne temporalmente la hermandad, cuyos nombres serán dados a conocer a la mayor brevedad".

Así figura en el comunicado dado a conocer anoche por el Obispado de Salamanca, que añade que el Cabildo General convocado para mañana "queda aplazado hasta que el equipo de comisarios estime que es oportuna su celebración en un clima de serena fraternidad".

En los últimos días se habían distribuido a través de las redes sociales dos vídeos de una fiesta que celebró la Hermandad Dominicana en los bajos de la Casa de la Iglesia, la sede del Obispado salmantino.

En uno de ellos se puede ver a un cofrade subido en una barra sin camisa, bajándose los pantalones y quedándose en ropa interior, mientras que en el segundo vídeo se ve a dos hermanas de la Dominicana, con camiseta de la Cofradía, repartiendo bebidas alcohólicas.

Tras hacerse públicos estos vídeos, la Junta de Gobierno de la Hermandad Dominicana emitió un comunicado en el que lamenta "el comportamiento impúdico, indigno y ofensivo" que les ha llenado de "vergüenza y tristeza".

"Ese tipo de conductas son inaceptables en el seno de una asociación religiosa cristiana", añade la nota.

Además, han informado de que el cofrade que realizó el estriptis se ha dado de baja de la Hermandad, la cual ha pedido perdón por el daño y el escándalo que este suceso está provocando y es consciente que la difusión de este hecho daña la imagen de la Hermandad Dominicana, "pero también afecta a la de las demás cofradías y a la de la Iglesia en general".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Alcohol y estriptis en una diócesis: el desmadre que ha costado el puesto al responsable de una cofradía