PREMIUM  WATERPOLO

El Waterpolo Navarra B jugará en Segunda división gracias a una decisión del Comité de Apelación de la RFEN

Competición había sancionado al club pamplonés por supuesta alineación indebida del jugador Vicenç Sousa, denunciado por el club Cuatro Caminos.

Equipo Waterpolo Navarra B.
Equipo Waterpolo Navarra B.  

El Comité de Apelación de la Real Federación Española de Natación (RFEN) da la razón a Club Waterpolo Navarra en relación al caso del equipo ‘B’. Apelación anula una decisión previa del Comité de Competición en la que se sancionaba al club navarro tras una denuncia interpuesta por el CN Cuatro Caminos.

Según la nueva resolución, la próxima temporada el filial de Waterpolo Navarra debería competir de nuevo en la Segunda División nacional disfrutando del derecho que deportivamente se ganó en las piscinas, si bien aún cabe recurso contra el fallo de Apelación ante el Tribunal Administrativo del Deporte.

Club Waterpolo Navarra, que ha evitado pronunciarse con respecto al caso hasta conocer la decisión del Comité de Apelación, manifiesta su satisfacción ante la mencionada resolución, entendiendo que se hace justicia dado que la entidad, en relación al caso motivo de disputa, siempre actuó de acuerdo a la normativa y así lo alegó en su recurso ante Apelación.

“Estamos contentos y mucho más tranquilos. La resolución del Comité de Apelación nos da la razón y demuestra en gran medida que siempre hemos actuado cumpliendo con la legalidad. Queremos que quede claro que en ningún momento hemos obrado de mala fe, siempre hemos seguido las indicaciones que en su momento nos dio el Juez Único de Competición.

No queremos que exista la sensación de que hacemos lo que nos da la gana”, afirma el presidente de Club Waterpolo Navarra, Fernando Munárriz, quien se muestra satisfecho recalcando la “enorme importancia” que tiene para la entidad que dirige contar con el equipo filial en categoría nacional.

El CN Cuatro Caminos, rival de Waterpolo Navarra B en Segunda División –la tercera máxima categoría del waterpolo nacional–, presentó una denuncia ante el Comité de Competición asegurando que el equipo entrenado por Iñaki Zabalza incurrió en “alineación indebida” con la presencia del jugador Vicenç Sousa en el encuentro que el 8 de abril enfrentó a ambos conjuntos.

A juicio del club madrileño, el deportista catalán, que había sido sancionado por el Comité con cuatro partidos, tendría que haber cumplido su sanción en la misma categoría –es decir, en Segunda– y por lo tanto no debería haber jugado el mencionado partido.

Así lo entendió también el Juez Único de Competición, quien en una resolución fechada el 4 de mayo sancionaba a Club Waterpolo Navarra con la perdida 5-0 del partido ante el Cuatro Caminos, decisión que tendría consecuencias en la clasificación ya que Waterpolo Navarra B descendería a Tercera mientras el Cuatro Caminos conseguiría la permanencia.

Club Waterpolo Navarra presentó alegaciones en tiempo y forma al entender que Sousa podía disputar el partido ante el Cuatro Caminos al haber cumplido ya su sanción en dos encuentros de División de Honor –ante CN Rubí y CN Atlètic Barceloneta– y otros dos de Segunda División –frente a CN Helios y CW Marbella–. Y es que el jugador estaba inscrito con una ficha única en la categoría absoluta y no en una división concreta.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Waterpolo Navarra B jugará en Segunda división gracias a una decisión del Comité de Apelación de la RFEN