AUTOMOVILISMO

El alemán Nico Rosberg muestra su jerarquía en la sesión de clasificación del Gran Premio de Singapur

El teutón sumó la 'pole position' número 29 a su palmarés en una pista urbana, la sexta de la temporada.

El piloto Rosberg en acción. Efe.
El piloto Rosberg en acción. Efe.  

El alemán Nico Rosberg (Mercedes), segundo en la general del mundial de Fórmula Uno, mostró su jerarquía en la sesión de clasificación del Gran Premio de Singapur y este domingo saldrá desde la primera posición en el circuito de Marina Bay después de volar en la Q3.

El teutón sumó la 'pole position' número 29 a su palmarés, la sexta de la temporada, que le permite dar un paso adelante para llevarse la carrera de mañana y asaltar el liderato que posee su compañero de equipo Lewis Hamilton con un margen de dos puntos.

En una pista urbana con baches, de bajo agarre, fuertes 'pianos' y barreras próximas, la cronometrada principal, que se disputó en la noche del trazado asiático, era vital con vistas a la carrera del domingo.

Prueba de ello es que seis de los ocho ganadores en Marina Bay -donde la probabilidad de entrada de un 'safety car' es alta y se suele llegar al límite de dos horas de duración- festejaron su victoria después de haber arrancado la prueba desde la 'pole'.

El dominio de Rosberg, que viene de ganar las últimas dos carreras (Italia y Bélgica), se fraguó en la tercera tanda (Q3) con un estratosférico tiempo de 1:42.584 en su primer intento de vuelta rápida, siendo 531 milésimas más rápido que Daniel Ricciardo, que le acompañará en la primera línea de la parrilla de salida.

Red Bull tuteó a las balas plateadas ya desde la Q1, cuando el propio Ricciardo firmó el mejor tiempo (1:44.255), por delante de los Ferrari y lejos de los Mercedes, que en la primera tanda no apretaron el acelerador.

Mayúsucula fue la sorpresa en la primera tanda con la eliminación del alemán Sebastian Vettel (Ferrari), que padeció un problema en la suspensión trasera de su monoplaza que le impidió trazar con normalidad los virajes del circuito de Marina Bay.

El cuatro veces campeón del mundo saldrá desde la última posición de la parrilla en un circuito en el que es muy difícil adelantar. "He tenido que terminar la vuelta rápida con solo tres ruedas", explicó el alemán, quien afrontaba esta cita con muchas esperanzas pues Singapur, donde ha ganado en tres ocasiones, es una de sus carreras preferidas.

En la segunda tanda, los dos Mercedes lograron las dos primeras posiciones, aunque fueron los Red Bull los que mandaron un mensaje con su estrategia.

Mientras todos sus rivales apostaban por los compuestos ultrablandos, Ricciardo y Verstappen lo hacían con superblandos, gomas con las que empezarán la carrera de mañana, una composición cuyas prestaciones en carrera son mejores.

Aún así, los Red Bull pasaron sin problemas el corte de la Q3. También lo consiguieron los españoles Carlos Sainz (Toro Rosso) y Fernando Alonso (McLaren Honda), mientras que el mexicano Esteban Gutiérrez (Haas) saldrá mañana desde la decimocuarta posición.

Los españoles pudieron completar su vuelta rápida segundos antes de que las banderas amarillas se levantaran debido a un accidente del francés Romain Grosjean (Haas), que obligó a retrasar 10 minutos el inicio de la Q3.

En la tercera tanda, Rosberg impuso su ley en el primer intento de vuelta rápida y marcó el tiempo (1:42.584) con el que se llevó la 'pole position', seguido de Ricciardo, que se aprovechó de un pequeño error de Lewis Hamilton en su vuelta rápida.

El tres veces campeón del mundo (2008, 2014 y 2015) no consiguió mejorar las sensaciones en los entrenamientos libres y saldrá mañana desde la segunda línea de la parrilla tras quedarse a 704 milésimas del tiempo de su compañero.

Hamilton, que solo cuenta con una ventaja de dos puntos con respecto a Rosberg en la clasificación general, estará acompañado en la segunda línea de Max Verstappen (Red Bull) después de superar al Ferrari de Kimi Raikkonen, que terminó a casi un segundo del mejor tiempo firmado por Rosberg.

Un peldaño por debajo del finlandés de Ferrari si situó el español Carlos Sainz (Toro Rosso), que además superó a su compañero de equipo Daniil Kvyat, que saldrá séptimo.

El piloto madrileño se mostró muy satisfecho por el resultado después de ser el primer piloto por detrás de los bólidos de Mercedes, Red Bull y Ferrari, las tres escuderías que dominan el mundial de constructores.

"Me faltaba un poco de ritmo, pero ya en la Q3 he conseguido hacer dos vueltas consecutivas y gracias a ese ritmo hemos hecho la vuelta rápida. Es para estar muy contentos", analizó el piloto de Toro Rosso, que paró el cronómetro en 1:44.197.

Su compatriota Fernando Alonso (McLaren Honda) consiguió el noveno mejor tiempo (1:44.553) y pudo mejorar la falta de ritmo que no tuvo en las tres sesiones de entrenamientos libres quedando a menos de 100 milésimas del Force India de Nico Hülkenberg.

El mexicano Sergio Pérez (Force India) acompañará a Alonso en la quinta línea de parrilla, después de firmar el décimo mejor tiempo (1:44.582).

Los pilotos darán este domingo 61 vueltas en sentido inverso al del movimiento del reloj, en una carrera nocturna en la que la salida y el comportamiento de los neumáticos será clave para determinar si Rosberg aprovecha la ventaja que le da la 'pole' para arrebatar el liderato a Lewis Hamilton.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El alemán Nico Rosberg muestra su jerarquía en la sesión de clasificación del Gran Premio de Singapur