SUCESOS

Un padre se hace pasar por su hija para quedar con su acosador y propinarle una fuerte paliza

El acosador enviaba fotos íntimas a su hija de 11 años a través de WhatsApp, además de intentar verse con ella pese a su corta edad.

La foto que el padre subió del agresor a su página de Facebook
La foto que el padre subió del agresor a su página de Facebook  

Walter Martín Rodríguez, vecino de Buenos Aires (Argentina), se hizo pasar esta semana por su hija de 11 años para desenmascarar a su acosador, un hombre de 29 años que a través de WhatsApp enviaba mensajes de contenido pornográfico a la menor, según el diario argentino Los Andes.

Rodríguez tenía la intención de colaborar con la Policía en su detención, por lo que acordaron verse en un punto concreto. Una vez frente a frente, sin embargo, no fue capaz de frenar sus impulsos y le propinó una fuerte paliza

A través de su teléfono móvil, la niña recibía continuos mensajes de contenido sexual de Germán Acosta, en los que le pedía fotos íntimas así como verse con ella a pesar de ser menor de edad. Además, Acosta le enviaba fotos de su miembro. La niña, cansada de la situación, se lo contó a su padre quien empezó a seguir el juego al acosador con el fin de dar con él.

"Primero me dijo que vaya a su casa y me pasó la dirección, después que a su casa no podíamos ir porque estaba su mamá y que nos veamos en la esquina de la concesionaria de autos", contó el padre de la menor a medios locales, según publica Tele13.

La cita con el acosador tuvo lugar en Villa Crespo, uno de los barrios de Buenos Aires. El padre esperó veinte minutos a que este llegara y una vez allí le propinó una fuerte paliza, para luego denunciarlo.

"La verdad es que fui a matarlo (...) No lo pensé, estaba sacado. Me separó la policía sino lo dejaba bobo", comentó el progenitor a Minuto Uno.

"La verdad es que mucho no lo pensé, quería saber hasta dónde podía llegar. Yo le decía que tenía 11 años, la edad de mi hija y él me mandaba fotos de su miembro y me decía que no importaba que él iba a ser mi profesor y me iba a enseñar. Cualquier padre que se ponga en mi lugar hubiera hecho lo mismo", sentenció.

Tras los hechos la Policía detuvo a Acosta para posteriormente dejarlo en libertad. No obstante, se ha abierto una causa a los dos: a uno por lesiones y al otro por ciberacoso.

Tras la paliza, Rodríguez hizo varias fotografías al agresor que después publicó en su página de Facebook, así como fragmentos de las conversaciones que mantuvo con él mientras se hacía pasar por su hija.

En caso de ser declarado culpable, el acosador podría ser condenado de 6 meses a 4 años de prisión.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un padre se hace pasar por su hija para quedar con su acosador y propinarle una fuerte paliza