El mundo registra la peor cifra de mortalidad diaria por Covid: las zonas que más preocupan por su incidencia

La mortalidad diaria por la acción del coronavirus SARS-CoV-2 registró este sábado su dato más grave en lo que va de la pandemia al registrarse 15.000 muertes.

Trabajadores de un tanatorio de Pamplona desinfectan sus EPIs después de sacar del Hospital de Navarra un ataúd para proceder a su desinfección antes de trasladarlo al cementerio. La Asociación Nacional de Servicios Funerarios (PANASEF) ha enviado a Navarra material de protección frente al contagio por coronavirus para los trabajadores de los tanatorios existentes en la Comunidad foral que viven estos días "una calma tensa". Se han suministrado a las distintas empresas buzos, guantes, mascarillas, pantallas protectoras y geles hidroalcohólicos en función de las necesidades y la urgencia para intentar así asegurar la salud de los trabajadores de los tanatorios, en especial de quienes deben recoger las cuerpos de las personas fallecidas y llevarlos hasta al lugar de entierro o incineración. EFE/ Iñaki Porto
Trabajadores de un tanatorio de Pamplona desinfectan sus EPIs después de sacar del Hospital de Navarra un ataúd para proceder a su desinfección antes de trasladarlo al cementerio. EFE/ Iñaki Porto

La mortalidad diaria por la acción del coronavirus SARS-CoV-2 registró este sábado su dato más grave en lo que va de la pandemia al registrarse 15.000 muertes por la enfermedad de la covid-19 en las últimas 24 horas, mientras que varios países ya aplican agresivos planes de vacunación.

Para la Organización Mundial de la Salud (OMS), que informó de esa cifra en su tradicional conferencia de prensa diaria desde Ginebra (Suiza), es una cifra récord que sitúa el total de decesos por la pandemia en 1,9 millones.

La agencia del sistema de las Naciones Unidas afirmó además que también se registraron 800.000 nuevos contagios del patógeno, una de las cifras diarias más altas en más de un año de crisis sanitaria, y que deja el total global en 87,5 millones.

Por su parte, las cifras dadas por la Universidad Johns Hopkins tienden a acercarse a las de la OMS, ya que registran que en el mismo periodo de tiempo fallecieron 14.858 personas por la covid-19, mientras que se confirmaron 812.212 afectados.

Según la OMS, en Europa, con un acumulado de 28 millones de casos y 622.000 muertes, y que registró 273.000 contagios y 6.000 decesos entre viernes y sábado, no se evidencia por ahora un claro repunte con respecto a las semanas anteriores.

Es América la que más preocupa. Se sumaron 440.000 diagnósticos positivos y 7.800 muertes en un mismo día, por lo que el continente acumula en más de un año de pandemia 38 millones de contagios y más de 900.000 fallecidos.

La mayoría de los expertos concluye que las fiestas de diciembre, en las que hubo reuniones de celebración navideña sin respetar el distanciamiento social, el uso de la mascarilla y el lavado de manos, son el origen del aumento de los ingresos hospitalarios, lo que está haciendo que los sistemas sanitarios, especialmente en América Latina, colapsen.

Estados Unidos se mantiene como el país más afectado, con 21 millones de casos, seguido de India (10 millones) y Brasil, que en la pasada jornada notificó una cifra récord de casos diarios (62.000, que dejan más de 8 millones de infectados).

Reino Unido, en donde el primer ministro, Boris Johnson, decretó de nuevo el pasado 4 de enero una cuarentena estricta ante el exponencial aumento de casos y muertes, mantiene una curva de crecimiento de positivos en constante elevación con 2,9 millones, mientras que Rusia va en dirección contraria con una acumulación de 3,3 millones.

En Francia (2,7 millones de contagios), Italia (2,2 millones) y España (2 millones) la curva de positivos diarios vuelve a ascender, pero aún no alcanza los máximos de noviembre.

Alemania (1,8 millones de casos en total) muestra cierta estabilización tras semanas de fuerte ascenso, mientras que Colombia sigue arrojando cifras diarias récord y suma 1,7 millones de positivos.

SUDÁFRICA "LIDERA" EN SU CONTINENTE

Aunque África es uno de los continentes que menos se ha visto afectado por el impacto de la pandemia, las autoridades sanitarias están viendo con preocupación el aumento de infecciones y muertes, que ya llegaron a 3 millones y 72.000 respectivamente en todo el continente, según la Universidad Johns Hopkins.

Pero el 40,3 % de todos los casos del continente y 32.824 fallecimientos se están contabilizando en un solo país: Sudáfrica.

"El número de casos ha aumentado rápidamente en las últimas semanas a medida que fuimos desescalando y la gente comenzó a moverse", aseguró hoy a Efe el director del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de África, John Nkengasong.

Sudáfrica afronta una segunda ola más agresiva, en parte, por la presencia de la variante de coronavirus N501Y, que sería más transmisible y estaría detrás de los más de 110.000 contagios registrados apenas en la última semana.

A Sudáfrica le siguen Marruecos con cerca de medio millón de contagios, Túnez (casi 155.000), Egipto (147.810) y Etiopía (127.572).

VACUNACIÓN REAL 

En medio del confinamiento total que vive el Reino Unido, la reina Isabel II y su esposo, el príncipe Felipe de Edimburgo, recibieron este sábado la vacuna contra el SARS-CoV-2.

La soberana, de 94 años, y el duque, de 99, fueron vacunados por un médico real en su residencia del castillo de Windsor, a las afueras de Londres.

En otro punto de Europa, en el Vaticano, se informó de que Fabrizzio Socorsi, médico personal del papa Francisco, murió a consecuencia de la covid-19.

Soccorsi, de 78 años, estaba ingresado en el hospital Gemelli por una patología oncológica y había sido elegido como médico personal por Francisco en 2015, cuando era consultor de la Dirección de Sanidad e Higiene del Vaticano y director emérito de Hepatología del Hospital San Camilo de Roma.

El pasado 2 de enero, el Vaticano anunció que comenzará su campaña de vacunación contra el coronavirus previsiblemente a mediados de mes y tendrá prioridad el personal sanitario y de seguridad pública, las personas mayores y los trabajadores en contacto con el público.

POLÉMICA FIESTA EN CHILE

Una fiesta clandestina en una mansión de la costa de Chile, a la que asistieron jóvenes de familias adineradas, está generando una gran polémica por terminar sin detenidos, a diferencia de otras reuniones ilegales que acabaron esta semana con decenas de arrestos.

En las últimas horas circularon por las redes sociales un video y audios de jóvenes que se citaron recientemente en una vivienda del exclusivo balneario de Cachagua, 180 kilómetros al noroeste de Santiago, para beber y bailar sin mascarilla ni distanciamiento social.

Entre los asistentes, había hijos de diputados y empresarios de los barrios más ricos de Santiago, graduados en las mejores escuelas del país, según medios locales.

Ya hay 20 casos confirmados de SARS-CoV-2 entre los asistentes a esa fiesta y el Ministerio de Salud está investigando la posibilidad de que haya portadores con la cepa británica, caracterizada por su mayor agresividad en el contagio. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El mundo registra la peor cifra de mortalidad diaria por Covid: las zonas que más preocupan por su incidencia