• miércoles, 22 de septiembre de 2021
  • Actualizado 17:49

 

 
 

FÚTBOL SALA

El Ribera Navarra jugará este viernes ante el Peñíscola su tercer partido de liga en solo siete días

'Pato': “Tenemos que leer su defensa de saltos, que busca robar el balón para hacer un juego directo”.

Los jugadores del Ribera Navarra posan junto al autobús que utilizan en sus desplazamientos. @RiberaNavarraFS.
Los jugadores del Ribera Navarra posan junto al autobús que utilizan en sus desplazamientos. @RiberaNavarraFS.

El Ribera Navarra FS viaja este jueves con destino a Peñíscola, donde este viernes (21 horas) afrontará su quinto partido de competición en la Lnfs, el tercero en solo siete días, con el objetivo de conseguir el primer triunfo de una temporada que ha tenido un inicio tan duro como frenético.

Y es que los riberos han recibido ya en el Ciudad de Tudela a los tres grandes de la Lnfs: Inter, ElPozo y Barcelona, estos últimos con tres días de diferencia, y afrontan este viernes, a las 21 horas, su tercer partido en menos de una semana.

Los de Pato cayeron el sábado 28 de septiembre ante El Pozo Murcia (0-2) en Tudela, este martes 1 de octubre perdieron también como locales ante el Barcelona (3-6) en un partido adelantado de la quinta jornada, y este viernes 4 de octubre juegan en Peñíscola.

Los de 'Pato', que este jueves han realizado una sesión de recuperación y activación, son conscientes de la dificultad del reto, pero son ambiciosos. “Vamos a una pista complicada a jugar con un equipo que ha tenido toda la semana para preparar con tranquilidad el partido, cosa que nosotros no, pero eso no es excusa y sabemos que, con trabajo y siguiendo la misma dinámica, la suerte cambiará”, explica el alicantino, que reconoce que, de volver con los tres puntos, no habrá sido un mal inicio de campaña.

'Pato', que se muestra “contento y orgulloso de los chavales por el nivel que están dando”, no podrá contar con Ferran ni Sergio, que siguen recuperándose, pero recupera a Javivi, sancionado ante FC Barcelona, en un choque ante un rival “que tiene una defensa de saltos muy agresiva que busca robar el balón para hacer un juego directo, por lo que tendremos que saber leer esa defensa”, indica.

“Creo que ponernos por delante nos puede dar mucha tranquilidad ante un equipo bien trabajado y que es consciente de que se enfrenta a un partido vital porque, si nos vence, se pondría en una situación cómoda”, señala el alicantino, que reconoce que “deberemos crecernos ante las adversidades y competir al máximo para ver si conseguimos los tres puntos, que los chavales se los merecen”.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El Ribera Navarra jugará este viernes ante el Peñíscola su tercer partido de liga en solo siete días