• martes, 21 de septiembre de 2021
  • Actualizado 10:43

 

 
 

TRIBUNALES

La Justicia tumba el toque de queda de Chivite para 'frenar' esta quinta ola de Covid

La Sala de lo Contencioso-Administrativo considera que el Gobierno foral debería haber identificado las localidades afectadas, así como los datos concretos de contagios.

Una persona cruza un paso de cebra en el centro de Pamplona minutos antes del comienzo del toque de queda. PABLO LASAOSA
Una persona cruza un paso de cebra en el centro de Pamplona minutos antes del comienzo del toque de queda. PABLO LASAOSA

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN) ha denegado el toque de queda solicitado por el Gobierno foral entre la 1 y las 6 horas para los municipios en situación de riesgo muy alto por la Covid-19. 

En el auto, que puede ser recurrido en casación ante el Tribunal Supremo, la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJN considera que el Gobierno de Navarra debería haber identificado a los municipios afectados, así como los datos concretos de contagios en esas localidades.

 El TSJN estima que tampoco son suficientes los informes policiales que se refieren a la dificultad de control de los macro botellones que se vienen sucediendo como forma actual de ocio nocturno.

“No se ha acompañado ni lista que los identifique ni los datos que han determinado que se encuentren en esa situación de riesgo extremo. Los datos aportados son los relativos al aumento de contagios, a la situación hospitalaria y a la utilización de los servicios asistenciales de UCI y a la vacunación referidos a toda la Comunidad Autónoma, y no a esas concretas localidades que pudieran quedar afectadas por el toque de queda propuesto. Sin esa concreción esta Sala está imposibilitada para realizar el triple juicio antes indicado, es decir, no puede pronunciarse sobre si la limitación del derecho fundamental de libre circulación de los ciudadanos es medida idónea, y sobre todo si es necesaria en el sentido de imprescindible para la finalidad pretendida frente a otras menos gravosas y proporcionada a las circunstancias de esas localidades”, sostiene el Tribunal. 

“De los informes aportados se desprende que la alta incidencia acumulada que presenta el virus en este momento en Navarra tiene su origen en eventos con múltiples contagios asociados fundamentalmente al ocio nocturno , y la medida permitiría, al impedir la libre circulación, que estos se produjeran en las vías públicas, pero insistimos, los informes aportados no individualizan la situación epidemiológica de cada localidad, como sí ocurría para las perimetraciones municipales autorizadas en otras fases de la pandemia y tampoco son suficientes los informes policiales que se refieren a la dificultad de control de los macro botellones que se vienen sucediendo como forma actual de ocio nocturno porque no permiten conocer si esa dificultad en el control se da en incluso en localidades con poca población que sin embargo sí podrían estar afectadas por la medida propuesta”, concluye la Sala. 

La nueva Orden Foral contempla asimismo otras dos medidas que sí han sido autorizadas por el TSJN, como la limitación para todo el territorio en el número de personas que pueden reunirse en exteriores, que queda fijado en 10. Además, se suspenden los artículos de la Orden Foral 22/2021 que hacen referencia a la celebración de kalejiras y pasacalles, comidas populares y festejos taurinos en espacios no catalogados como plazas de toros. 

Fue el viernes cuando la consejera de Salud, Santos Induráin, anunció que la situación epidemiológica, con un aumento de casos exponencial en Navarra en las últimas semanas, aconsejaba la adopción de medidas específicas.

El TSJN ya rechazó el pasado mes de mayo, cuando finalizó el estado de alarma, el toque de queda decretado por el Gobierno de Navarra al considerar que no superaba "el canon de necesidad y proporcionalidad".

Precisamente, la presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, había afirmado esta misma mañana de martes que esperaba que el Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN) avalara el toque de queda propuesto por su Gobierno, algo que no ha ocurrido finalmente.

De esta manera, el toque de queda no empezará a aplicarse desde esta medianoche, entre la una y las seis horas, en aquellas localidades que se encuentren en riesgo extremo (incidencia mayor de 250 por 100.000 habitantes a 14 días y mayor de 125 por 100.000 a 7 días); una situación en la que se encontraría el 80 % de los municipios forales y que concentraría a 9 de cada 10 navarros. 

"Yo espero, como la práctica totalidad de las propuestas que hemos hecho al TSJN, que avale las medidas. Es verdad que en algunas comunidades sí se están avalando y en otras no, pero esta ha sido la tónica general y espero que sean avaladas y que las podamos poner en marcha, porque atajan el problema fundamental que nos estamos encontrando en estos momentos", ha indicado antes de conocer la denegación.

Lo cierto es que la ocupación hospitalaria de Navarra dista mucho de otros momentos en los que sí ha sido necesario la imposición de medidas más estrictas. El avance de la vacunación en la población más vulnerable, unido al grupo que abandera los contagios en las últimas semanas, menores de 29 años, está dejando una menor presión hospitalaria en esta quinta ola del virus en la Comunidad foral.

De hecho, este martes permanecían ingresadas 65 personas por Covid-19 en los diferentes hospitales de la Comunidad foral, 11 de ellas en la UCI, y no se registran fallecidos desde hace dos semanas. La última persona que falleció por coronavirus en Navarra fue el pasado 6 de julio.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La Justicia tumba el toque de queda de Chivite para 'frenar' esta quinta ola de Covid