• domingo, 28 de noviembre de 2021
  • Actualizado 20:53

 

 
 

SALUD

Navarra no celebrará fiestas patronales, pero permitirá comidas populares y encierros

Remírez ha matizado que las comidas populares tendrán que acatar las restricciones de la hostelería y los festejos taurinos podrán verse desde el vallado, con o sin mascarilla si se respeta la distancia.

Corredores de encierros se reunen en Santo Domingo. MIGUEL OSÉS
Corredores de encierros se reunen en Santo Domingo. MIGUEL OSÉS

Navarra continúa flexibilizando sus restricciones Covid-19 en función de la buena marcha de la situación epidemiológica en la que se encuentra.

A pesar de que el acuerdo alcanzado entre el Gobierno foral y la Federación Navarra de Municipio y Concejos no permite la celebración de las fiestas patronales en ninguna localidad, el Departamento de Salud ha 'aflojado' las medidas relativas a varios eventos que sí se desarrollan durante los días festivos.

De esta manera, los pasacalles y kalejiras con comitiva continúan prohibidos con carácter general, sí se permite la instalación de atracciones de feria, como en el caso de Pamplona, o las comidas populares.

En este último caso, estas celebraciones se harán con las mismas condiciones y restricciones que se aplican al sector de la hostelería y la restauración con un límite de 75 personas en interior y 150 si la comida popular se celebra en el exterior.

Respecto a los espectáculos taurinos, ya autorizados previamente en plazas de toros con asientos preasignados para un máximo de 800 personas, el Gobierno de Navarra ha dado un paso más y permite ahora la celebración de otros eventos al aire libre como encierros de vaquillas con vallado.

Según ha confirmado el vicepresidente Javier Remírez, se regirán por la Orden Foral 374/2012 y en el caso de que no se respete la distancia de seguridad de 1,5 metros entre asistentes, será obligatoria la mascarilla.

Unas medidas que, a priori, pueden conllevar un aumento de los contagios en Navarra a pesar de la suspensión de las fiestas patronales. Sobre esto, Remírez ha asegurado que "la flexibilización de las medidas que se ha producido hasta ahora no ha tenido especial incidencia ni en contagios ni en la presión asistencial".

En este sentido, el vicepresidente ha recalcado que cada una de las medidas dictadas por el Departamento de Salud "necesita la ratificación del Tribunal Superior de Justicia de Navarra" y tienen que ser "necesarias, motivadas y proporcionales".

Tres aspecto que, parece, cumplen las nuevas normas por las que se regirá la Comunidad foral hasta el próximo 29 de julio. "Tratamos de mantener en primera instancia la Salud Pública, pero sin descuidar la parte económica y social", ha puntualizado Remírez.

REMÍREZ LA GESTIÓN DE PAMPLONA "ES POSITIVA"

El portavoz del Gobierno de Navarra, Javier Remírez, también ha hecho una valoración "muy positiva" de la gestión del Ayuntamiento de Pamplona en relación con su decisión de suspender los Sanfermines por la pandemia de Covid-19 y organizar actividades culturales alternativas a lo largo del verano.

Además, Remírez ha destacado que el trabajo de coordinación con el Ayuntamiento está siendo "muy positivo" y ha recordado que la semana pasada se reunió la Junta Local de Seguridad, de la que forman parte el Ayuntamiento, el Gobierno y representantes de los cuerpos policiales. Para los días 6 y 7 de julio y el fin de semana que hubiera coincidido con Sanfermines se está preparando un dispositivo específico de seguridad.

De esta manera, el portavoz del Ejecutivo se ha declarado "satisfecho por cómo ha enfocado el Ayuntamientos estos días, no programando ninguna actividad durante esos días que hubiesen correspondido a fiestas y realizando la actividad cultural que ha programado para el resto del verano".

Remírez ha considerado que "la inmensa mayoría de la población va a responder con responsabilidad y tenemos que hacer ese llamamiento a la responsabilidad para que se disfrute dentro del cumplimiento de medidas preventivas".

Por su parte, la consejera de Salud, Santos Induráin, ha afirmado que en las últimas semanas, desde el inició de la flexibilización de restricciones, ya se está produciendo más movilidad y más interacción social y "es previsible" que todo ello se traduzca en una mayor incidencia de casos.

La consejera ha afirmado que "el virus sigue aquí, muta, hay variantes, y tiene muy claro por dónde ve esas vías para entrar". "La mayor parte de la sociedad da una respuesta prudente y sensata y esperamos que así siga siendo", ha asegurado.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Navarra no celebrará fiestas patronales, pero permitirá comidas populares y encierros