CENTENARIO OSASUNA

El once de Osasuna más 'mediático' de toda su historia: algunos de los jugadores que marcaron época

Desde el portero Basauri a los defensas Salvatierra y Sánchez Rubio. Pablo García, Puñal, hasta los extranjeros Urban, Robinson y Chimy Ávila.

Algunos de los jugadores más mediáticos de la historia de Osasuna.
Algunos de los jugadores más mediáticos de la historia de Osasuna.

Hay muchos "onces" de Osasuna con diferentes motivos: navarros, extranjeros, históricos, internacionales... y también hay un once titular de los más mediáticos. Los que marcaron una etapa por su carisma, por su transmisión a la grada, a los medios informativos...

Con motivo del centenario rojillo hemos elegido a alguno de ellos, aunque el ramillete de jugadores es extenso y esta es sólo una selección entre muchas que los aficionados podrían hacer sobre jugadores carismáticos. 

Un portero que hemos elegido es Enrique "Mazinger" Basauri. Fichó por el club rojillo al inicio de la temporada 1980-81 en Primera división al surgir dudas en la directiva sobre el rendimiento de Víctor Marro. Llegó procedente del Deportivo Alavés y enseguida se le conoció entre la afición como "Mazinger" Basauri por su potencia despejando de puños y atrapando balones con sus espectaculares "manoplas". Mazinger Z era una serie de dibujos animados japoneses en la televisión de comienzos de los 80 donde un robot gigante luchaba contra las fuerzas malignas.

En cuanto a los defensas, hay que mencionar a Jesús Salvatierra, el mítico defensa ribero de los años 50, cuando a la defensa rojilla formada por Salvatierra, Egaña y González se la conocía como el "Mau Mau". A los niños de entonces en Pamplona se les cantaba esta nana: "Duerme mi niño los ojos cierra para no ver las botas de Salvatierra". El Mau Mau fue una organización guerrillera de insurgentes keniatas que luchó contra el Imperio Británico durante el periodo 1952-1960. Sus miembros eran fundamentalmente de la tribu kikuyu con algunos elementos Meru y Embu. 

Luis Sánchez Rubio, "el tigre de Alpedrete". Fue un defensa central de los de antes, todo coraje y garra en los complicados años 70 con el equipo rojillo entre la segunda y la tercera división, la actual Segunda B con cuatro grupos. Este defensa madrileño se ganó el cariño de la afición. Sus remates de cabeza y sus rápidos avances con disparo a gol levantaban al público de sus asientos en el viejo Sadar. Justo se retiró del fútbol profesional tras el ascenso de los rojillos a Primera en 1980.

César Cruchaga. El defensa central de Ezkaroz ha sido otro de los jugadores importantes en el club rojillo desde que Martín lo recuperó jugando en el Gavá en 1997 hasta su retirada en junio de 2009. Jugador de carácter fuerte, capitán del equipo y muy respetado por sus compañeros y rivales. Ha jugado 246 partidos en Primera división en nueve campañas. Es conocido también por correr los encierros de San Fermín en Pamplona.

Pablo García. El centrocampista uruguayo llegó a Pamplona en 2002 y fue traspasado al Real Madrid después de la final de la Copa del Rey ante el Betis en 2005. Fue un jugador completísimo que hizo una pareja con Puñal en el doble pivote que se recuerda. Famoso también por su dureza con el rival. Casi iba a tarjeta por partido. "Ya sé que al quinto partido me toca descansar" manifestaba en broma a los periodistas. El presidente Patxi Izco fue casi "obligado" a dejarle salir ante la presión de los intermediarios uruguayos que deseaban aprovechar el buen momento de su jugador.

Patxi Puñal: todo un símbolo en Osasuna hasta su retirada en junio de 2014, después de casi 17 temporadas en el club. Medio centro organizador, con buen disparo de lejos, capitán del equipo. El de Huarte fue un jugador de gran carisma entre la afición que le cantaba "No podrán parar a Patxi Puñal...". Es el jugador de Osasuna con más partidos en Primera, nada menos que 420 encuentros jugados. Recibió en 2014 la medalla al mérito de Navarra. Incluso hay una pista polideportiva con su nombre en Allepuz (Teruel).

Antonio Bosmediano. El delantero canario, bajito y con bigote que fue ídolo de la afición en los duros años 70. Cuando ocupaba el banquillo y el partido se ponía difícil la afición cantaba: "Boooosme... Boooosme.... Boooosme..." hasta que el entrenador de turno le sacaba al campo para regocijo del respetable. Batallador, peleón y luchador. Fue uno de los jugadores a los que se agarraba la afición para mantener al equipo en... Segunda división. Lo que entonces era una proeza. Osasuna era el típico equipo "ascensor" ya que le venía pequeña la Tercera división y grande la Segunda, con un campo de Primera.

El delantero polaco Jan Urban. Seguramente el mejor jugador extranjero que ha tenido el club rojillo. Llegó a Pamplona en agosto de 1989 procedente del Gornik Zabre y jugó hasta junio de 1995. Fue uno de los hombres más destacados en la mejor época rojilla con el cuarto puesto en la liga 90-91, los tres goles marcados al Real Madrid en el 0-4 del Bernabéu, eliminando al Stuttgart alemán en la Uefa. Su enorme calidad le hizo ser el "Messi" de Osasuna. También fue entrenador rojillo en la campaña 2014-15 en Segunda división con escaso éxito.

El delantero británico Michael Robinson ha sido seguramente el más mediático de todos los jugadores rojillos. Estuvo poco tiempo en el club, apenas dos años y medio pero marcó a la afición por su garra y sus carreras por la banda. Su gesto "torero" con un pase al natural tras marcar gol caló entre los aficionados. Tras su marcha del club por una lesión de rodilla trabajó como periodista en Madrid y se hizo famoso en Canal + con sus programas deportivos. Falleció hace unos meses después de luchar contra el cáncer y siempre fue un rojillo hasta la médula.

Enrique Martín Monreal. La conocida como "Bruja de Campanas" fue jugador y entrenador de Osasuna. Su velocidad y calidad por la banda desarmó a los rivales en los años 80 y hasta pudo fichar por el Real Madrid, pero la Asamblea de socios votó en contra y se quedó en Pamplona hasta 1987. Luego fue entrenador rojillo en tres ocasiones. En las dos últimas evitó el descenso a la Segunda B, el famoso milagro de los cinco últimos partidos en 1997, y en 2015 con el gol de Javier Flaño en Sabadell. Al año siguiente ascendió a Primera y luego fue cesado por los malos resultados. Persona extrovertida y mediática. Sus gestos en el banquillo hacia sus jugadores están en la retina de la afición. 

Chimy Ávila. El delantero argentino ha calado hondo entre la afición tan solo con media temporada en el club, donde ha destacado por sus goles y sus gestos hacia la afición. El saludo militar con la mano en la frente forma parte de sus guiños al aficionado, que ya le tiene como el ídolo del equipo. Se trata, como dicen los responsables deportivos del club, del jugador "franquicia" del equipo. Dos graves lesiones de rodilla le han apartado del once titular desde el pasado 24 de enero de 2020, pero solo piensa en recuperarse y seguir peleando contra las defensas rivales.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El once de Osasuna más 'mediático' de toda su historia: algunos de los jugadores que marcaron época