VÍDEOS

Nos infiltramos en la inspección del material pirotécnico: todo a punto para disfrutar de los fuegos

Miguel Ángel Tomás Ortí, diseñador de pirotecnia y el resto del equipo de Pirotecnia Tomás, S.L. han viajado hasta Pamplona con más de 940 kilos de material explosivo en cuatro furgonetas desde su fábrica de Castellón para convertirse en el “Campeón de campeones” en el concurso de fuegos artificiales que se celebra todas las noches de San Fermín en Pamplona.

Desde las 6 y media de la mañana cada equipo prepara todo para el gran espectáculo de apenas 15 minutos  que toda Pamplona contempla, admira y valora.

En cuanto a la cantidad, los de Castellón por el momento ganan de goleada al traer casi una tonelada de material pirotécnico explosivo.

“Venimos con cuatro furgonetas y menos mal que los hierros ya estaban aquí, hay unos6.000 kilos de hierros, lo más pesado es la herramienta, habría que traer un camión grande”, explica uno de los técnicos.

Varias estructuras para el lanzamiento de los fuegos ya están en Pamplona ante la imposibilidad de que cada pirotécnico traiga todo el material desde las fábricas.

Por otro lado están Javier y Pilar. Cada mañana, este equipo de la Guardia Civil realiza lainspección del material pirotécnico al milímetro para que los demás sólo nos preocupemos de disfrutar de los fuegos artificiales.

Como cada mañana de San Fermín entran a la ciudadela por el acceso de la Avenida del Ejército, un lugar que se convierte en un “remanso de paz” en las fiestas ya que el acceso está restringido hasta el 18 de julio. En los jardines sólo hay personal de limpieza y una barredora y ya en la parte alta del fuerte trabajan una decena de pirotécnicos de aquí para allá con tubos, mechas y papel de plata.

Desde las seis de la mañana los de Castellón han montado lo que han imaginado durante semanas. El material se divide por zonas en lo alto del fuerte según la distancia que deba estar por ley de los espectadores y de los edificios. Además hay miles de bolsas plateadas llenas de arena repartidas por todo el césped, que servirán para fijar los soportes de cada cohete.

Para la zona frontal al público se dejan las virguerías, ruedas y olas de chispas que preceden a los grandes estruendos que se levantan hasta a 90 metros del suelo.

Desde los vehículos, la distribución, extintores, la limpieza de los restos del día anterior… todo se inspecciona. Todo el material debe estar etiquetado e informar de diferentes parámetros como el calibre, la altura, el sonido, la inclinación… Además del esperado y sorprendente efecto, como puede ser “cometa violeta cola caballo”.

Llevan viniendo muchos años, “siempre que les han invitado” excepto una vez que tuvieron que rechazar la invitación porque acababan de cambiar el equipo de disparo y querían hacer más pruebas antes de comprometerse al espectáculo por precaución, aunque Tomás su diseñador ha señalado que cualquier año se irá a la hora de los fuegos por las calles de lo viejo.

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
x