Opinión / El zurriago de Oteyzerena

Un temporal 'aberzale' asola Navarra

Por Carlos Jordán 09 Enero, 2018 - 10:35

No se alteren, el título está bien, “aberzale” de berzotas, porque esta gente es, sino eso, algo peor.

Dos personas caminan por la nieve en Navarra. EFE/Villar López
Dos personas caminan por la nieve en Navarra. EFE/Villar López

El temporal Barkos golpea con fuerza en Navarra y destroza todo lo que pilla a su paso, La Agencia Navarra de Emergencias, las pensiones de los jubilados, el nivel de las escuelas públicas… Lo único que crece en esta vorágine de destrucción es el euskera y las ikurriñas.

La rasmia de los chacales que desde la oposición atacaban a los anteriores gobiernos, por deficiencias tan graves en la gestión de temporales, como la dificultad de pasear con silleta por las calles de Pamplona no es para nada comparable con lo vivido el anterior día de reyes cuando 1.400 personas se quedaron atrapadas en la autovía a la altura de Alsasua.

Gracias a Dios, pese a sus ateas instituciones, en el pueblo los acogieron, eso sí, la culpa de los conductores extranjeros, por tener la desfachatez de conducir por su territorio. Que es suyo y nada más que suyo. Seguro que alguno dudará todavía de si ha sido un boicot de la prensa para mostrar lo mala que es la gente de Alsasua, o de la Guardia Civil, o de Franco.

Claro que, en un país bien preparado, estas circunstancias se resuelven tarde o temprano y lo único que hay que lamentar es la molestia de haber pasado una noche parados en el culo del mundo. Perdón, ombligo. El problema que yo le veo a estas situaciones es precisamente la hipocresía y arrogancia de la manada de buitres políticos, que ahora gobierna nuestra comunidad.

Si cuando gobernaba UPN, con Agencia Navarra de Emergencias incluida, esto era un puto desastre porque el marido de la consejera Solana no podía pasear con la silleta con comodidad y Jon Gondán -alcalde de Geroa Bai en Zizur- negaba cualquier tipo de excusa ante una situación prevista. Ahora que gobiernan ellos, “es lo que pasa siempre”. Que les falta darte una palmadita en la nuca y tira pa’lante pringao. De Gondán a Queosjodan en solo unas elecciones, para reírse si no fuese porque cuando Víctor Rubio, parlamentario bildurri que trataba a todos de incompetentes, llegó al mando de los bomberos de Navarra dimitió a las semanas por verse incapaz de gestionar nada. 

Ellos tienen dos ventajas, hay que reconocerlo así, la falta de vergüenza y el subvencionismo. ¿Que la Agencia Navarra de Emergencias no la podemos controlar políticamente? La desmantelamos y a correr. Que no queremos subir las pensiones para darle más dinero al euskera, no hay problema, lo hacemos y le echamos la culpa al gobierno central, de paso le llamamos "el estado” y contentamos al tonto del pueblo porque no hemos dicho España. 

Mientras el currela tiene que soportar que los sindicatos berzotas le prohíban trabajar un domingo, porque quien vive del estado no concibe que para conseguir dinero hay que trabajar el día que quien tiene ese dinero tenga tiempo libre para gastarlo. Usted no trabaje, pero a mí me paga sí o sí por la gracia de Uxue y el consejero Aramburu. Que mi vidorra de abertzale no es gratis, pringao.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un temporal 'aberzale' asola Navarra