Actualidad

Me gusta el cine y las artes escénicas, intentaré daros mi punto de vista sobre las películas que crea más interesantes para vosotros, mi opinión espero que os oriente a la hora de elegir película.

“Animales Nocturnos” tiene una de las escenas más devastadoras del año

El film está protagonizado por Jake Gyllenhaal,  Amy Adams y Michael Shanon.

Anim Noct
Anim Noct

Antes de que llegue a España la oleada de películas que competirán por los Oscar llega “Animales Nocturnos”, una película que se podría haber metido en este selecto grupo de no ser por la diferencia de ritmos en sus tres historias.

La historia está contada de una forma original, tenemos tres partes, la primera es Amy Adams en el presente, una diseñadora que recibe un libro de su ex-marido (Jake Gyllenhaal), la segunda (y mejor) es el relato literario que Adams lee y por último, pequeños flashbacks que nos muestran el fracasó de su matrimonio.

Hay muchos aspectos que me han encantado de la película: muchos de los diálogos me parecieron increíbles, sobre temas muy trascendentales pero sin resultar pretenciosos. No hay una sola escena que sea dispensable, todas tienen un propósito importante para que se unan las tres líneas argumentales.

También me han encantado los conflictos que casi cada escena nos mostraba. Uno de los motivos por los que quería ver esta película era por uno de los actores principales, Jake Gyllenhaal, que no  solo tiene una gran habilidad para interpretar sino también para elegir  proyectos interesantes, sorprende constantemente (Si no habéis visto “Nithcrawler”, es una de las mejores películas y mejores interpretaciones de la década).

Aunque haya dicho que seguramente no se suba al carro de Mejor Película para los Oscar, creo que sí que podría tener muchas posibilidades de ganar el Mejor Actor Secundario gracias al papel de Michael Shanon, interpreta a un policía sureño que no tiene problemas en moverse por la línea de la ilegalidad si es para pillar a aquellos criminales que consiguen escapar de la ley. Un personaje que todos querríamos tener cerca en una situación de peligro.

Se trata de un thriller psicológico, en cuanto a la escena de la que hablo en el titular, sabréis reconocerla porque te deja de piedra, pocas veces lo he pasado tan mal imaginando cómo va a acabar la escena. Pasan los minutos pero la situación no avanza, no se acaba y te saca de quicio.

Los créditos iniciales resultan innecesarios e incluso asquerosos, ósea que podéis llegar tarde. Esta película trata sobre conflictos reales pero horribles que nos pueden suceder a todos pero también de otros temas como la creatividad o la madurez. No creo que sea una película perfecta pero es un muy buen thriller. Aunque lo pasaréis mal en los momentos comentados, os la recomiendo.

Trailer: aquí.

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.