Pablo Sabalza es escritor.

Palabra de mujer

Hace sólo unos días celebramos el Día Internacional de la Mujer. Y te lo digo. Y te lo quiero decir.

Concentración en la Plaza del Castillo por el Día Internacional de la Mujer.
Concentración en la Plaza del Castillo por el Día Internacional de la Mujer.

Marzo de 1857. En el marco de la revolución industrial, varias mujeres salieron a protestar a las calles de Nueva York condenando las míseras condiciones en las que trabajaban en el sector textil. Malos, muy malos tiempos para las mujeres.

El 28 de febrero de 1909, se celebró en Estados Unidos el primer Día Nacional de la Mujer, aunque sólo tuvo seguimiento en Nueva York y Chicago.

Esta reivindicación llegó un año más tarde a Europa. En 1910, la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas celebrada en Copenhague, a la que acudieron más de 100 mujeres de 27 nacionalidades distintas, decidió celebrar el Día Internacional de la Mujer, con el objetivo de reivindicar los derechos de la mujer y ayudar a conseguir el sufragio femenino universal. Aunque no se decidió una fecha fija, el siguiente año Alemania, Austria, Dinamarca y Suiza celebraron la jornada por la mujer el 19 de marzo -precisamente el mismo día que en España se celebra el día del Padre- con mítines y actos de protesta y reivindicación.

Y te lo digo. Y te lo quiero decir.

Como responsable de Ámbito Cultural de El Corte inglés en Las Palmas de Gran Canaria cada año procuro celebrar y programar un encuentro en este día tan importante para mí.

Pues soy nieto, hijo y hermano de mujeres extraordinarias.

Y amigo (espero que bueno) y compañero y confidente de increíbles y luchadoras mujeres.

Este año invité a un grupo cuyo nombre es ‘Palabra de mujer’ a la sala de Ámbito Cultural.

Me crucé con ellas de camino a casa el pasado mes de noviembre. Regresaban de un encuentro literario. No tardamos mucho en decidir la fecha. 8 de marzo.

Y te lo digo. Y te lo quiero decir.

Catorce mujeres vestidas de negro y con foulard rojo se dieron cita el pasado miércoles para proclamar su palabra. La palabra de mujer.

Narraron cuentos. Recitaron bellos y adornados poemas.

Versos limpios.  Bien gestados. Mejor paridos.

Mujeres heridas por la letra.

Los aplausos sonaron sinceros, cálidos, emotivos.

Se dieron cita madres, hermanas, amigas. Se volvió a quedar pequeña la sala.

La cultura se hace camino.

Y te lo digo. Y te lo quiero decir.

Según el Fondo Económico Internacional a este ritmo la igualdad entre hombres y mujeres tardará 357 años en Asia y África. En el mundo llegará en 170 años. Y en Europa en 47.

Todavía nos queda mucho para llegar a los porcentajes en la cabeza de igualdad que tienen en Suecia, Finlandia y mi querida y añorada Dinamarca. Siempre países ejemplo de muchas cosas.

Eslovaquia, Rumanía y Portugal necesitan más que ninguno trabajar en este sentido.                  

Y para ello, para conseguir este fin, además de los hechos, es necesaria la palabra.

La palabra de mujer que voló el pasado día 8 de marzo por todo el mundo.

Que debería ser hoy, ayer y siempre.

Esa palabra que atraviesa vallas, salta minas, surca ríos, se enfrenta al hambre, une pueblos, engendra hijos.

Y te lo digo. Y te lo quería decir.

*Dedicado a todas las mujeres. En especial a Puri y María Jesús, Amalia y Ana.

 

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.