TRIBUNALES

Los WhatsApp de los detenidos por la violación de San Fermín: “Follándonos a una entre los 5. Puta pasada de viaje”

El grupo de mensajes de los arrestados se llamaba “Manada” y en él respondieron los amigos ausentes al conocer lo que hicieron: “Cabrones, os envidio”.

Uno de los cinco detenidos en un momento del vídeo de los hechos de la presunta violación.
Uno de los cinco detenidos en un momento del vídeo de los hechos de la presunta violación.  

Uno de los cinco detenidos por la presunta violación de los pasados Sanfermines, ocurrida el 7 de julio, envió mensajes de WhatsApp al grupo de sus amigos para relatarles lo que habían hecho en el portal de una vivienda de Pamplona.

El grupo de WhatsApp se llamaba “Manada” y en él estaban incluidos cuatro de los cinco detenidos por los hechos, además de otros 7 integrantes de amigos que no viajaron a Pamplona. A este grupo fueron llegando en plena madrugada los mensajes de los hechos como si de un gran éxito se tratase: “Follándonos a una entre los 5”.

EL ABOGADO DE LA VÍCTIMA ADVIERTE QUE "LOS MENSAJES NO SON TAN ABRUMADORES COMO EL VÍDEO"

Los investigadores han encontrado en uno de los detenidos un tatuaje de un lobo en una pierna con la siguiente inscripción: "El poder del lobo reside en la manada". De ahí el nombre del grupo de WhatsApp

Los cinco amigos sevillanos fueron detenidos en la plaza de toros de Pamplona sobre las 8.20 horas de la mañana mientras participaban en las vaquillas después del encierro. Habían sido detectados previamente por una agente en el recorrido del encierro gracias a las cámaras de seguridad. 

Poco antes, sobre las 3 de la madrugada, el juez considera que violaron a una chica de 18 años de Madrid en el portal número 5 de la calle Paulino Caballero. “Se animaban y se jaleaban entre ellos”, mantiene el juez en su auto por el que los mantiene a los cinco en prisión antes de tomarles declaración en septiembre.

La Policía Municipal de Pamplona ha reconstruido minuciosamente todo lo ocurrido aquella madrugada del 7 de julio, desde que los cinco hombres entablaron conversación con la chica en la Plaza del Castillo y se ofrecieron a acompañarla hasta su coche, aparcado en el barrio de Lezkairu de la capital foral.

Los detenidos grabaron en vídeo los hechos, prueba de cargo ahora contra ellos, que mantienen en todo momento que las relaciones sexuales con la chica fueron consentidas.

Los mensajes en el grupo de WhastApp los envió uno de los arrestados, José Ángel Prenda Martínez, conocido ahora por su tatuaje con su apellido en el torso, que fue también denunciado por la joven para identificar a uno de sus presuntos violadores.

Es el mismo que aparece en la foto superior de esta noticia, con el culo al aire en el momento de los hechos del portal. Entre todos retienen a la chica en el suelo, obligada, según el juez, momento en el que fue violada por todos ellos.. 

Los mensajes de Prenda se enviaron al grupo de Whatsapp de la "manada" las 4.50 de la madrugada, una hora después de los hechos, tras deambular por las calles de Pamplona. Estos son los mensajes interceptados por la policía y puestos ya a disposición del juez: 

  • Buenos días
  • Follándonos a una entre los 5.
  • Jajaja.
  • Todo lo que cuente es poco.
  • Puta pasada de viaje.
  • Hay vídeo.
     

Sobre las 10 de la mañana, los amigos del chat de WhastApp de la 'Manada' comienzan a responder a estos mensajes y a comentar la “jugada” de sus cinco amigos en Pamplona.

  • Cabrones os envidio.
  • Esos son los viajes guapos.
  • jajajajajajajsajajaja
     

No hay más respuesta ni contacto entre todos ellos. A las 13.27 horas de la tarde, cuando la noticia trasciende y los medios de comunicación comienzan a informar sobre la detención de cinco hombres en Pamplona por la denuncia de una agresión sexual, los amigos del chat de WhatsApp de los sevillanos comienzan a inquietarse y a elucubrar sobre si pueden ser sus amigos.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.