TRIBUNALES

Más de tres horas con la víctima: termina el interrogatorio sobre la agresión de la 'manada' en San Fermín

Ninguno de los abogados ha considerado preguntar a la chica por momentos del vídeo con las imágenes en la sala.

Vista del portal de la calle Paulino Caballero 5 de Pamplona, cerca de la avenida de Roncesvalles, donde ocurrió la agresión sexual del 7 de julio. IÑIGO ALZUGARAY
Vista del portal de la calle Paulino Caballero 5 de Pamplona, cerca de la avenida de Roncesvalles, donde ocurrió la agresión sexual del 7 de julio. IÑIGO ALZUGARAY  

La joven víctima de la supuesta agresión sexual durante los pasados Sanfermines ha declarado este martes en la Audiencia de Navarra durante tres horas y media.

El interrogatorio, según fuentes consultadas, ha sido "duro" pero dentro de un orden impuesto por el juez, ya que la mujer ha tenido que volver a contar y rememorar lo ocurrido aquella noche del 7 de julio de 2016 en el portal de Paulino Caballero. En algunos momentos con mucho detalle. 

Sin embargo, la joven madrileña no ha tenido que ver los vídeos del portal en el juicio. De hecho, este aspecto ha sido uno de los que más controversia ha generado este martes en la Audiencia de Navarra. La Fiscalía había solicitado que no se exhibieran los vídeos durante su interrogatorio.

Por ello, los tres magistrados han deliberado sobre el asunto y han considerado que los vídeos eran parte de la prueba y se podían utilizar para mostrar a la víctima algún momento concreto siempre y cuando fuera con mesura.

Sin embargo, durante el interrogatorio de las partes, ninguno de los abogados ha considerado preguntar a la chica por momentos del vídeo con las imágenes en la sala, pero sí han hecho alusión a momentos concretos de lo que ocurrió aquella noche.

A este respecto, el abogado de tres de los acusados, Agustín Martínez Becerra, ha manifestado a su salida del Palacio de Justicia de Pamplona, que "no ha sido necesario" mostrar los vídeos que grabaron los acusados porque "ha quedado suficientemente claro".

"No hacía falta hacer una recreación sobre los hechos, ha quedado suficientemente claro bajo nuestro punto de vista", ha comentado. Sobre el comportamiento de la chica durante su declaración, el abogado de 'El Prenda' ha asegurado que no iba a valorar como ha estado. "Son sus defensas quienes lo tienen que explicar y no voy a entrar en el contenido", ha mantenido. 

Por su condición de denunciante de los hechos, la mujer tenía la obligación de responder a todas las partes, incluidos los defensores de los cinco sevillanos, que han tratado de desmontar la versión de la chica sobre lo ocurrido aquella noche en Pamplona


La sesión ha comenzado muy puntual, sobre las 10 horas. La joven se encontraba ya esperando en Pamplona en las dependencias del tribunal un tiempo antes. Ha llegado a la ciudad con sus padres y con una tía desde Madrid. Todos han accedido en un vehículo por el garaje del edificio y han sido conducidos hasta la sala donde la denunciante iba a declarar. 

En ningún momento se ha cruzado con los cinco acusados, que han permanecido en los calabozos de la Audiencia hasta que ha comenzado la segunda sesión del juicio. En ese momento han sido trasladadso hasta una sala contigua a la de la declaración para seguir el interrogatorio de la mujer a través de videoconferencia. 

También ha habido otro descanso sobre las 12 horas, después de casi dos de la intervención de la víctima

Tras la declaración de la víctima ha accedido a la sala la pareja que se encontró con la mujer en un banco de la avenida de Roncesvalles de Pamplona tras los hechos, sobre las 3.15 horas de la madrugada. Ellos fueron los primeros en atenderle y en llamar a la Policía Municipal.

Ambos han acudido como testigos para explicar cómo fueron esos momentos y las primeras palabras que mantuvieron con ella hasta que llegaron los agentes para hacerse cargo de la situación.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.