TRIBUNALES

Salvajada en Pamplona: 'ahorcan' a los cinco acusados de la violación de San Fermín mientras piden 'justizia'

En los alrededores de la Audiencia de Navarra han aparecidos decenas de carteles con las fotos de los cinco hombres bajo amenazas.

Cinco muñecos que simulan a los cinco miembros de La Manada colgados en el puente de San Juan en Pamplona.
Cinco muñecos que simulan a los cinco miembros de La Manada colgados en el puente de San Juan en Pamplona.  

Ha ocurrido durante la tarde de este jueves en Pamplona, en el barrio de San Juan junto a la agrupación deportiva del mismo nombre y muy cerca de la Audiencia Provincial. 

La Policía Municipal de Pamplona ha tenido que retirar esta tarde del puente sobre la variante de la ciudad la figura de cinco muñecos ahorcados que simulaban a los cinco acusados por la presunta agresión sexual de los Sanfermines de 2016. 

Fuentes de la Policía Municipal de Pamplona han confirmado que los muñecos no han estado mucho tiempo colocados, ya que en cuanto se han recibido algunas llamadas y se ha tenido conocimiento del hecho se ha dado orden de retirar la escabrosa performance que aparecía, además, junto a un cartel que demandaba "justizia". Una patrulla se ha encargado de retirar los muñecos y de elaborar un acta con lo ocurrido. 

La pancarta contaba además con la foto de los cinco procesados, que desde la semana pasada asisten en la sala principal de la Audiencia de Navarra al juicio en el que se enfrentan a más de 22 años de cárcel por un delito de agresión sexual continuada

Desde la manifestación alentada por el colectivo Lunes Lilas, con la parlamentaria de Podemos Tere Sáez a la cabeza, los alrededores del Palacio de Justicia de Navarra, en el mismo barrio de San Juan, han aparecido también con carteles contra los acusados: "Si tocáis a una, respondemos todas", dicen. 

Se trata de consignas similares a las que se corearon el miércoles en la puerta de la Audiencia y que obligaron a suspender el juicio debido a los chillos. Mientras José Ángel Prenda respondía a las preguntas de sus propios abogados, del Fiscal y de los defensores de la presunta víctima, en la calle se concentraron unas 200 personas con una pancarta con el lema '¡No es no! Justicia'. Los congregados en el exterior han comenzado a vociferar gritos como "yo si te creo" o "venimos en manada". Algunos de los manifestantes también han portado carteles en los que se lee 'Juicio a los imputados, no a la víctima'.

A FALTA DE LAS CONCLUSIONES

En la última sesión del juicio antes de las conclusiones finales del lunes y del martes se ha conocido otro giro sustancial sobre la investigación. La policía municipal que recogió la denuncia de la joven ha confesado ante el tribunal que la denunciante le trasladó que sabía que los acusados la estuvieron grabando durante los hechos, lo que a su juicio evidencia que "hay una posibilidad de que ese fuera el verdadero motivo de la denuncia".

Sin embargo, esta circunstancia, la de las grabaciones, no se recogió de manera correcta en el atestado posterior. 

El abogado de uno de los acusados, Jesús Pérez, ha indicado que "nunca supimos por qué había denunciado ella, nunca constó ni se hizo constar por qué se motivó la denuncia, pero sin embargo, durante todo el procedimiento se ha mantenido una posible agresión sexual. Ahora, la policía que toma la denuncia de la joven por primera vez dice en sala que, sin hacerlo constar en su denuncia, la señora sabía que la estaban grabando", ha señalado.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.