TRIBUNALES

Juicio a la 'manada': comienza en la Audiencia la declaración de la joven víctima de la violación de San Fermín

Al inicio de la sesión se ha producido un receso para analizar la conveniencia de emitir durante la sesión los vídeos grabados por los acusados aquella noche.

El portal en el que se cometieron la supuesta violación de Sanfermines.
El portal en el que se cometieron la supuesta violación de Sanfermines.  

Arranca un nuevo día en el Palacio de Justicia de Navarra que se centrará en el testimonio de la joven víctima, una madrileña que en el momento de los hechos tenía 18 años.

La joven víctima de El Prenda y su 'manada' se encuentra ya en el interior de la Audiencia de Pamplona dispuesta a recordar aquella fatídica madrugada del 6 al 7 de julio de 2016 en la que fue presuntamente agredida sexualmente en el interior de un portal de la calle Paulino Caballero.

El arranque de este segundo día de juicio ha contado con un pequeño retraso debido a la falta de uno de los abogados. Además, al poco de comenzar la segunda sesión se ha producido un receso para deliberar sobre la conveniencia de emitir durante el interrogatorio de la joven los vídeos grabados por los acusados aquella noche. Una medida que ha contado con la oposición del fiscal.

Por su parte, la joven ha llegado en un vehículo, pasadas las 9.30 horas, hasta el Palacio de Justicia de Navarra y ha accedido a través del garaje ubicado en la parte trasera, justo por el mismo lugar por el que este pasado lunes y también hoy han accedido los cinco miembros de la 'manada'.

La madrileña ha llegado acompañada de sus padres y una tía, aunque no han podido acceder al juicio. Fuentes cercanas han asegurado que la chica se encontraba "bien y tranquila" antes de la declaración.

En cuanto al Prenda y sus amigos, éstos han llegado a la Audiencia de Pamplona una media hora antes que la víctima y han sido conducidos a los calabozos hasta que la joven madrileña ha llegado a la sala de vistas, la 102.

En ningún momento habrá contacto entre la víctima y sus supuestos agresores, aunque la joven tendrá que responder obligatoriamente a las preguntas de los abogados de los acusados y de los tres jueces del caso, que sí estarán en la sala con ella.

El abogado de tres de los acusados de la supuesta violación grupal, Agustín Martínez Becerra, ha manifestado que la declaración de la joven en la vista oral de este martes es "muy importante" y ha señalado, a preguntas de los periodistas, que hoy es una jornada "clave".

Efectivamente, se prevé este momento como uno de los más importantes y clave en el juicio, y también como uno de los más duros, ya que se abordará con detalle todo lo ocurrido en el portal de Paulino Caballero.

La defensa de los cinco procesados pretenderá desmontar en ese instante la versión de la mujer, para demostrar que todo lo ocurrido fue consentido, algo que han mantenido como su línea de defensa. Mientras tanto, la 'manada' verá a través de videoconferencia y en una sala contigua la declaración de la joven víctima.

De esta manera, el juicio continúa su curso con fuertes medidas de seguridad para impedir que trascienda cualquier tipo de detalle que pudiera poner en riesgo la intimidad de la denunciante y sus denunciados.

Este pasado lunes, primer día de los once aproximadamente que está previsto que dure la vista, los cinco miembros de la 'manada' se declararon inocentes, aunque uno de ellos, el Guardia Civil, confesó haber robado el móvil de la madrileña sin violencia.

Perfectamente vestidos y arreglados, bien afeitados, con camisas de manga larga para ocultar sus tatuajes y con un aspecto deportivo. Así comparecieron Ángel Boza, Jesús Escudero, José Ángel Prenda, Alfonso Jesús Cabezuelo y Antonio Manuel Guerrero por esa presunta violación ocurrida durante los Sanfermines de 2016.

El resto de la primera sesión estuvo dedicada a las cuestiones preliminares, sin que el tribunal aceptara ninguna de ellas.

Por tanto, los procesados declararán el día 22 y no este martes como pedía la Fiscalía; y no se aceptarán archivos de sus móviles anteriores al 7 de julio, día de la presunta violación, como también pretendía el ministerio público para así incorporar el vídeo de otra agresión sexual en mayo de 2016 que se les imputa a los acusados en Córdoba.

Tras la declaración este martes de la joven que denunció la violación, lo hará la pareja que la encontró llorando en un banco tras la supuesta agresión sexual. Han sido citados a las 12.45 horas con lo que se prevé que la declaración de la joven se prolongue casi tres horas.

LOS HECHOS QUE SE JUZGAN

Según el escrito de la acusación, los imputados taparon a la joven la boca, la rodearon, le bajaron su ropa interior y le obligaron a realizar felaciones a los cinco, y la penetraron, uno de ellos anal y vaginalmente, sin usar ninguno preservativo y "valiéndose de su superioridad física y numérica" y de la "imposibilidad" de la joven de "ejercer la más mínima resistencia".

Mientras todo esto ocurría, dos de ellos "de común acuerdo con el resto, pero sin el conocimiento ni consentimiento" de la chica, hicieron grabaciones de vídeo y fotografías con sus móviles, "con la intención de vulnerar la intimidad de la víctima y posteriormente mostrarlos, enviarlos y difundirlos a su grupo de amigos".

Cuando "se dieron por satisfechos" y antes de abandonar el lugar, según el escrito, se vistieron y se apoderaron del móvil de su víctima, con lo que se aseguraban de que "no pudiera solicitar auxilio".

Por todo ello, la Fiscalía pide para cada uno de ellos 22 años de cárcel e indemnizar a la víctima con 100.000 euros.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.