TRIBUNALES

Prohíben a una pareja de Pamplona acercarse a su hijo menor durante casi 3 años por pegarle palizas con un cinturón

La madre le pegaba con un látigo y el padre le insultaba de manera "vejatoria", por lo que el niño sufre depresión y baja autoestima. 

Los padres golpeaban al niño con el cinturón.
Los padres golpeaban al niño con el cinturón.  

Una pareja de Pamplona no podrá acercarse a un hijo menor de edad durante 2 años y 9 meses por los golpes y palizas habituales que le propinaban tanto el padre como la madre. 

El Juzgado de lo Penal número 3 de Pamplona les ha condenado también a un año y nueve meses de prisión, además de una multa de 900 euros por el delito de malos tratos a su hijo menor de edad. No ingresarán en prisión. 

El juzgado, sin embargo, ha retirado la prohibición de comunicarse con el niño, que en la actualidad cuenta con 8 años pero que ha relatado los episodios de malos tratos desde que tiene uso de conciencia. 

La sentencia, que es firme, relata, por conformidad de las partes, que los condenados golpearon en numerosas ocasiones a su hijo.

La madre del menor "propinó golpes con un cable en la mano, en el hombro, en la barriga y en las piernas, y también con un látigo", mientras que el padre "le golpeaba con un cinturón en diversas partes del cuerpo, le propinaba también latigazos y le dedicaba insultos de alto contenido vejatorio", expone la sentencia.

Además, la resolución resalta que el acusado, la mañana del día 21 de enero, "con evidente intención de menoscabar la integridad física de su hijo", le golpeó numerosas veces con el cinturón provocándole lesiones que requirieron de primera asistencia facultativa y que tardaron diez días en curarse.

Como consecuencia de todos estos hechos, la mayoría de los cuales sucedieron en el interior del domicilio familiar, el menor presenta sintomatología depresiva y muy baja autoestima.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.