SUCESOS

Borracha y en dirección contraria por la autopista: detienen a una conductora francesa en el peaje de Marcilla

Otro ciudadano francés y un vecino de Sangüesa han sido interceptados al volante triplicando la tasa de alcohol permitida.

Una peaje instado en una autopista. ARCHIVO
Una peaje instado en una autopista. ARCHIVO  

La Policía Foral ha detenido este fin de semana a dos ciudadanos franceses que han sido interceptados conduciendo borrachos por Navarra. Una de las detenidas circulaba en sentido contrario por la AP-15, en dirección sur. Además ha imputado a vecino de Sangüesa por triplicar la tasa de alcohol cuando circulaba en Arre.

Durante la madrugada del sábado al domingo, la Policía Foral ha movilizado varias patrullas de Tafalla y Tudela para interceptar a un vehículo que circulaba en dirección contraria por la AP-15.

Los agentes han logrado dar el alto al turismo a la altura de Marcilla. Cuando los policías han realizado la prueba de etilometría, la conductora, de 32 años, ha superado la tasa administrativa de alcohol permitida.

La joven ha sido detenida como presunta autora de un delito de conducción temeraria. Se trata de una conductora francesa, al igual que todos los ocupantes que viajaban con ella en el turismo.

DESCUBREN A UN CONDUCTOR BORRACHO POR UNA DISCUSIÓN EN UNA GASOLINERA

Además, una patrulla de Seguridad Ciudadana de la comisaría de Pamplona ha sido reclamada en una gasolinera de la comarca para atender una fuerte discusión entre una pareja, este pasado sábado por la tarde.

Los agentes se han encontrado con un hombre y una mujer de nacionalidad francesa que habían ingerido gran cantidad de alcohol. Gracias a la manifestación de varios testigos, han averiguado que el hombre de 50 años había llegado conduciendo bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

Se le han realizado las pruebas pertinentes y ha triplicado la tasa permitida, por lo que ha sido detenido como presunto autor de un delito contra la seguridad vial.

UN IMPUTADO POR TRIPLICAR LA TASA DE ALCOHOL EN ARRE

Durante la madrugada del domingo, una patrulla de Policía Foral que circulaba en cercanías de Arre ha observado un turismo que conducía de manera zigzagueante. Los agentes le han dado el alto y han notado que el conductor mostraba claros síntomas de haber consumido bebidas alcohólicas.

Ha sido sometido a las pruebas de alcoholemia y ha arrojado una tasa que triplica el máximo permitido, por lo que se le ha imputado un presunto delito contra la seguridad vial. Se trata de un vecino de Sangüesa de 34 años y con antecedentes por hechos similares.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.