SUCESOS

Encuentran a un conductor borracho deambulando por la carretera de Ezcabarte tras estrellar su coche

Intentó hacer creer a la Policía Foral que su mujer conducía el coche y no se encontraba en el lugar porque alguien le había llevado a casa.

Imagen de un hombre deambulando por la carretera. ARCHIVO
Imagen de un hombre deambulando por la carretera. ARCHIVO  

La Policía Foral ha imputado durante las fiestas de Navidad, desde el 22 de diciembre hasta el 7 de enero, a 17 conductores por la comisión de diferentes delitos contra la seguridad vial, dentro de una campaña especial en la que se han intensificado los controles sobre todo en materia de alcohol y drogas.

Esta cifra supone un descenso del 20% de conductores imputados respecto al año pasado año, cuando se practicaron 21 imputaciones por hechos similares.

La mitad de los delitos son alcoholemias positivas, en concreto son nueve las personas que han arrojado tasas delictivas (a partir de 0.60 mg/l en aire espirado), de las cuales cuatro se han visto implicadas en distintos accidentes de circulación ocurridos en Tudela, Cintruénigo, Zizur Mayor y Ezcabarte.

En el caso de Cintruénigo, un vecino de la localidad de 32 años triplicó la tasa de alcohol permitida después de colisionar violentamente contra diversos elementos de la vía, llegando a arrancar de cuajo una farola. En Tudela, el propio imputado resultó herido de gravedad tras accidentarse con su vehículo y cuadruplicar la tasa, al igual que el imputado en Zizur Mayor, que también cuadruplicó la tasa pero resultó ileso.

En Ezcabarte, una patrulla de Tráfico de la Policía Foral encontró al investigado, un vecino de Pamplona de 32 años, caminando por la carretera NA-4210 (Valle de Ezcabarte), a escasos metros del lugar donde se había salido con su vehículo. El imputado manifestó que era su mujer la que conducía el vehículo siniestrado pero que una tercera persona la había llevado a su casa. Los agentes se pusieron en contacto con la mujer quien negó haber conducido. El presunto autor casi triplicó la tasa de alcoholemia.

El resto de imputaciones por alcoholemia positiva se llevaron a cabo en Alsasua, Villava, Tudela, Peralta y Burlada. Las más destacables las ocurridas en Peralta, donde a un vecino de la localidad de 24 años le imputaron los delitos de carecer de permiso y triplicar la tasa; además a este conductor se le retiró el carné en 2016 y este año ya había sido imputado por conducir teniéndolo retirado por sentencia judicial.

En el caso de Tudela, en el trascurso de un control, donde se detectó a un vecino de Ablitas de 57 años que cuadruplicó la tasa permitida, por lo que fue imputado y el vehículo inmovilizado hasta que otra persona pudo hacerse cargo de él.

También se ha imputado a cuatro personas por conducir habiendo perdido la totalidad de los puntos del carné en Peralta, Larraga, Tudela y Huarte y a tres más por conducir careciendo de permiso para ello en Mendavia, Milagro y Berriozar.

En el caso de Mendavia, el conductor se fugó de un control policial y emprendió la huida de forma temeraria hasta perder el control y chocar contra una vivienda, causando daños materiales tanto al vehículo como al inmueble. Además arrojó un resultado positivo en cocaína, anfetamina y metanfetamina y también fue multado por deficiencias relativas al vehículo. Además de la imputación, en total le fueron retirados 16 puntos del carné y 2600 euros por las distintas infracciones cometidas.

El último delito es una conducción temeraria detectada en Caparroso por un policía foral fuera de servicio. El detenido, un vecino de Legarda de 23 años, circulaba a gran velocidad, girando por la rotonda haciendo un trompo y abandonando la misma a gran velocidad, poniendo en peligro al resto de usuarios de la vía. Tras alertar al Centro de Mando y Coordinación, una patrulla le dio el alto y lo detuvo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Encuentran a un conductor borracho deambulando por la carretera de Ezcabarte tras estrellar su coche