SUCESOS

'Código rojo' para un pamplonés de 24 años: lo localizan consumiendo drogas y armando jaleo en una terraza de la Milagrosa

Estaba junto a cuatro amigos consumiendo sustancias prohibidas en el barrio pamplonés cuando llegó la Policía Foral. 

Plaza Felisa Munárriz en la Milagrosa (Pamplona).
Plaza Felisa Munárriz en la Milagrosa (Pamplona).  

La Policía Foral ha llevado a cabo en los últimos días un total de cinco actuaciones en las que ha detenido a cinco personas sobre las que constaba un ingreso directo en prisión por distintas órdenes judiciales. 

En la primera de ellas, agentes de seguridad ciudadana de Pamplona detuvieron a un joven pamplonés de 24 sobre el que pesaba orden de ingreso en prisión emitida por un juzgado de la capital navarra.

Una patrulla fue requerida para acudir a la terraza de un bar del barrio de La Milagrosa de Pamplona, donde cinco jóvenes estaban consumiendo sustancias prohibidas y armando jaleo. Al identificarlos se confirmó con el Centro de Mando y Coordinación que uno de ellos tenía en vigor un “código rojo” por multitud de antecedentes pendientes, por lo que fue trasladado a prisión.

En la siguiente, agentes adscritos a seguridad ciudadana de Tudela han detenido a un vecino de la capital ribera de 24 años por una requisitoria motivada por delitos de lesiones y atentado. Los agentes consiguieron saber su domicilio en Tudela, donde fue detenido y trasladado a la prisión de Pamplona para hacer efectiva la orden de un juzgado pamplonés.

Además, en el transcurso de un control rutinario en el término municipal de Funes, una patrulla adscrita a la comisaría de Tafalla, ha detenido a un vecino de la localidad de 30 y origen marroquí, al tener en vigor una orden de detención emitida por un juzgado penal de Pamplona. Fue trasladado a comisaría central para continuar con las diligencias.

También se ha detenido a una vecina de Ansoáin de 31 años y origen búlgaro, que fue apresada en su domicilio por orden de un juzgado penal de Pamplona al incumplir una pena por delito contra la seguridad vial, siendo trasladada directamente a la prisión provincial.

Finalmente, en el exterior de un bar de Burlada fue detenido un hombre de 39 años con una orden de ingreso en prisión vigente motivada por un quebrantamiento de condena, que la patrulla hizo efectiva una vez informado el juzgado de guardia.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.