SOCIEDAD

La Cruz de Lampedusa acompaña al Paso del Cristo Alzado en su traslado hasta la Catedral

La procesión ha recorrido las calles Dormitalería, Javier, Compañía y Curia hasta entrar en la Catedral. 

Celebración del traslado del Cristo Alzado con la novedad de la Cruz de Lampedusa, en primer plano. PABLO LASAOSA
Celebración del traslado del Cristo Alzado con la novedad de la Cruz de Lampedusa, en primer plano. PABLO LASAOSA  

La Hermandad de la Pasión del Señor ha realizado este miércoles, coincidiendo con el Miércoles de Ceniza, el tradicional traslado del Paso del Cristo Alzado desde su sede en la calle Dormitalería hasta la Catedral. 

El acto se ha iniciado a las 19.30 horas y ha recorrido las calles Dormitalería, Javier, Compañia y Curia, hasta entrar en la Catedral por el atrio y la puerta principal.

Allí permanecerá el paso hasta el día de Viernes Santo, cuando participará en los Vía Crucis que celebra la Hermandad de la Pasión todos los viernes de Cuaresma.

El Paso, de cinco metros de altura, fue tallado por el escultor roncalés Fructuoso Orduna en 1932, que es asimismo autor del frontón esculpido del palacio de la Diputación Foral. Las actuales andas, diseñadas por Victor Eusa, fueron incorporadas en 1949. 

LA CRUZ DE LAMPEDUSA EN EL RECORRIDO

Este año el cortejo ha contado con la presencia de la Cruz de Lampedusa, que estos días recorre la geografía foral.

Esta Cruz fue promovida por la fundación 'Casa del espíritu y de las artes' que desde hace años trabaja en Milán en el ámbito cultural, de la música y las artes como “instrumentos de servicio a los estratos más débiles de la población” y fue realizada por el artista Franco Tuccio con madera procedente de una de las barcas de refugiados que querían llegar a la isla de Lampedusa, en Italia, muriendo 349 de ellos.

En 2014 la Cruz fue bendecida por el Papa Francisco quien expresó su deseo de que recorriera el mundo para recordar el drama de las migraciones y la muerte de tantos refugiados.

Cuando la Cruz finalice su peregrinaje será trasladada a la Iglesia de San Esteban de Milán de forma definitiva, donde será además de meta de oración “huella permanente de una memoria que no debe desaparecer” en palabras de sus promotores.

TRASLADO DEL CRISTO ALZADO

El cortejo procesional se ha iniciado con el Hermano Guión, seguido por la Cruz de Lampedusa acompañada de un grupo de mozorritos.

Tras ellos ha desfilado el Paso del Cristo Alzado, llevado a hombros por 20 portadores. Le ha seguido la bandera de la Hermandad, llevada por tres miembros de la Junta de Gobierno, el abanderado y las porta-borlas. A continuación la Junta de Gobierno de la Hermandad. Cerrando el cortejo varios fieles han acompañado al paso.

A su llegada a la Catedral el Cabildo ha recibido al Paso en la puerta y lo ha conducido al interior del templo, hasta situarlo cerca del presbiterio. Acto seguido ha tenido lugar una Eucaristía con la imposición de la ceniza. 

Con este traslado procesional se inician las actividades de la Hermandad durante la Cuaresma. En total, la Hermandad organiza cuatro Vía Crucis procesionales que recorren las naves de la Catedral con el Paso del Cristo Alzado. Tendrán lugar durante cuatro viernes, que este año coinciden con los días 16 y 23 de febrero y 2 y 9 de marzo. En el último Vía Crucis (9 de marzo) se sumará el paso de La Caída, que será trasladado a tal efecto a la Seo Pamplonesa.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La Cruz de Lampedusa acompaña al Paso del Cristo Alzado en su traslado hasta la Catedral