SOCIEDAD

Las 30.000 'razones' que cabrean al cuatripartito, pero que demuestran que la marcha en defensa de la bandera navarra fue un "éxito"

Los partidos que forman el Parlamento de Navarra han vuelto a evidenciar sus discrepancias y su división en las valoraciones sobre el 3J.

 

Arriba, algunos de los políticos que participaron en la manifestación del 3J y, abajo, miembros del cuatripartito en el Parlamento de Navarra. Navarra.com / EFE.
Arriba, algunos de los políticos que participaron en la manifestación del 3J y, abajo, miembros del cuatripartito en el Parlamento de Navarra. Navarra.com / EFE.  

Un “éxito arrollador” para unos y un “fracaso” para otros. Así han sido las dispares valoraciones que han realizado los diferentes partidos que conforman el Parlamento de Navarra sobre la manifestación del 3J a la que acudieron unas 30.000 personas para defender la bandera foral frente a los ataques del cuatripartito tras la derogación de la Ley de Símbolos.

Por su parte, los partidos que se sumaron a la convocatoria (UPN, PSN y PPN) han calificado de “éxito” la celebración de esta marcha “cívica y festiva” que tiñó de rojo las calles de Pamplona y han anunciado, aunque sin entrar en detalles, la puesta en marcha de una iniciativa tras el masivo apoyo ciudadano.

El portavoz de UPN, Javier Esparza, ha querido agradecer a los organizadores, a los participantes y aquellos que, aún sin poder asistir, decidieron apoyar la manifestación que ha tildado de “pacífica y festiva”. En este sentido, el portavoz regionalista ha destacado que “fue un ejemplo de reivindicación un mensaje claro para Barkos: Navarra tiene su bandera y no es la ikurriña”.

Del mismo modo, ha denunciado el “odio” y la “inquina” de los partidos que sustentan el cuatripartito contra todos aquellos que organizaron la manifestación o se adhirieron posteriormente. “Algunos piensan que la calle es su patrimonio, pero es de todos como quedó claro este pasado sábado”.

En cuanto a la portavoz socialista, María Chivite ha pedido al Gobierno de Navarra hacer “una lectura desapasionada e inteligente” de la manifestación y ha recalcado que la protesta “no fue contra el Gobierno del cambio sino por sus políticas sectarias e identitarias”.

Respecto al PPN, su portavoz Ana Beltrán ha aprovechado su intervención para agradecer a los miles de navarros que apoyaron la bandera de la Comunidad foral y “plantaron cara a la presidenta Barkos”.

En este sentido, la portavoz popular ha destacado algunas de las proclamas que se pudieron escuchar en el transcurso de la marcha por Pamplona y ha recalcado que quedó acreditado que “en Navarra no queremos ver la ikurriña ni en pintura”. Asimismo, ha pedido a la presidenta Barkos que escuche las demandas de sus ciudadanos.

EL CUATRIPARTITO SIGUE ATACANDO LA MANIFESTACIÓN

Todos los partidos que sustentan el Gobierno de Uxue Barkos en Navarra han coincidido en destacar que la manifestación fue un “fracaso” por diversos motivos y han vuelto a asegurar que con ellos “la bandera de Navarra no está en situación de riesgo”, a pesar de que gracias a sus votos, el pasado 30 de marzo se consumó la ‘traición a Navarra’.

Koldo Martínez, de Geroa Bai, ha dicho que la bandera foral “ondeó el día 2, lo hizo el día tres y va a seguir siendo así”. De esta manera, el portavoz parlamentario ha destacado que el emblema navarro “es nuestro y en estos momentos no corre ningún peligro”.

Además, Martínez ha puntualizado que la manifestación, que reunió a más de 30.000 personas de toda Navarra, ha sido “la expresión de una pequeña parte de la sociedad” que han acudido a la convocatoria con “un lema muy confuso”.

Así, el parlamentario de Geroa Bai ha destacado que “el Gobierno del cambio está llevando a Navarra por la buena dirección, que piensa en el total de la mayoría de sus ciudadanos, respetando sus identidades”.

Por su parte, el portavoz de EH Bildu, Adolfo Araiz, ha mostrado su “respeto absoluto” a quienes participaron en la manifestación, pero ha añadido que tuvo “un doble fracaso”.

Por un lado, el parlamentario abertzale ha asegurado que “si lo que estaba en juego era las esencias de Navarra, el grado de movilización fue pequeño” y, por otro lado, el portavoz ha explicado lo que él ha llamado “el síndrome del día después”. Araiz ha asegurado que tras las manifestación “las cosas no van a cambiar” y que UPN, PSN y PPN van a seguir en la oposición porque “para deshacer hace falta mucho más que la bandera gigante que abría la manifestación”.

En opinión de Podemos, la manifestación “ha coincidido con algunas tramas como la ‘Operación Lezo’ o la comisión de investigación de la planta de biogás en la Ulzama”. En este sentido, la formación morada ha sostenido que “aunque siempre hemos defendido el derecho a manifestarse, no entendemos que se haga con una bandera que no está en peligro”. Así, la portavoz Laura Pérez ha abogado por ondear “la bandera de la integración”.

Algo más crítico se ha mostrado el portavoz de Izquierda Ezkerra, José Miguel Nuin, quien ha afirmado que “la derecha ha fracasado en su intento por salir a la calle a recuperar la centralidad”. En esta línea, Nuin ha añadido que las personas que participaron en la manifestación “no representan a la mayoría social navarra y que lo que se vio fue una opción, pero no para conformar la mayoría de la Comunidad foral”.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.