TERRORISMO

Covite da un paso al frente: denunciará a los agresores de dos guardias civiles en Alsasua por un delito de odio

El colectivo de víctimas del terrorismo exige una condena expresa de los hechos a todos los partidos y critica la incapacidad para frenar la "radicalización". 

Lugar donde se inició el linchamiento a los guardias civiles destinados en Alsasua. PABLO LASAOSA
Lugar donde se inició el linchamiento a los guardias civiles destinados en Alsasua. PABLO LASAOSA  

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite) ha anunciado que interpondrá una denuncia por delitos de odio en conexidad con delito de terrorismo y por atentado contra la autoridad contra los autores y los colaboradores de la brutal agresión a dos agentes de la Guardia Civil y a sus respectivas parejas en Alsasua.

Covite ha explicado en una nota que, de acuerdo con las informaciones publicadas, los dos detenidos hasta el momento por los hechos pertenecen a colectivos cercanos a Alde Hemendik (“Fuera de aquí”), una campaña que ETA encargó a movimientos de la izquierda abertzale para lograr la salida de las Fuerzas de Seguridad del País Vasco y Navarra a base de “amenazas, coacciones y presiones” y de “la “precarización de las condiciones de trabajo y de vida personal y familiar”.

El colectivo ha sabido además que en la tarde del sábado, horas después de la agresión a los agentes, se celebró una concentración en Alsasua pidiendo la puesta en libertad de los dos únicos detenidos. “Dos agentes y sus novias son apaleados y la única muestra de apoyo público en Alsasua se dirige a los agresores: se repite el mismo esquema de perversión moral que la izquierda abertzale ha alimentado durante décadas”, ha expresado.

Covite ha mostrado su enérgica condena a la agresión, que considera “una prueba más de que la cultura del odio permanece intacta en las calles de Navarra y del País Vasco”. Además, ha exigido a todos los partidos políticos con representación en las instituciones navarras que condenen de forma expresa la agresión y que “no se pongan de perfil ante unos hechos que reavivan los métodos del matonismo abertzale en estado puro”.

El colectivo ha criticado a las autoridades navarras y vascas por no tener ninguna estrategia para combatir la radicalización violenta, que alcanza en estas regiones los niveles más altos de toda la Unión Europea. “El reto de combatir la cultura del odio nos compete a todos, especialmente a las fuerzas políticas que siguen amparando el culto al asesino y la criminalización de las Fuerzas de Seguridad”, ha sentenciado.  


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
x