REMONTE

Javier Urriza se impone claramente a Uterga en la final del torneo individual disputado en el frontón Galarreta

El pamplonés tiene todavía más un hueco en la historia del remonte después de ganar su quinta txapela de campeón del Torneo Kutxabank.

Uterga y Urriza con sus trofeos. Facebook Oriamendi.
Uterga y Urriza con sus trofeos. Facebook Oriamendi.  

El pamplonés Javier Urriza se ha impuesto este sábado en la final del torneo individual de remonte, torneo Kutxabank, al superar por 30-19 al también navarro Santi Uterga en el frontón Galarreta de Hernani.

Urriza tiene todavía más un hueco en la historia del remonte después de ganar su quinta txapela de campeón del Torneo. Lo hizo en un encuentro duro, en el que el resultado no fue reflejo de lo que fue la final. Un encuentro disputado e igualado hasta el 20-18.

Urriza demostró estar físicamente al 100% y mientras Uterga acusaba el desgaste, Urriza se iba directo a los 30 tantos con un parcial final de 10-1. El delantero de Pamplona sacó mejor y sus nueve tantos por dos de Uterga fueron otra de las claves del partido.

El marcador iba 21-18 cuando Uterga tenía el tanto en sus manos, pero Urriza sacó una defensa espectacular y tras llevar una pelota imposible Uterga echó su pelota fuera. Ese fallo, debido sobre todo al cansancio, hizo que se viniera abajo y Urriza acabó más cómodo y terminando los tantos con facilidad.

Con el 20-18 había todavía mucha final o eso parecía, pero en el último tercio apareció el factor cansancio y ahí Urriza superó a un Uterga que acusó el ritmo y dureza de la pelea individual. No asentaba las piernas igual y falló tres pelotas en la mano que hicieron que la final se decantara para Urriza de forma definitiva. Se pasó al 23-18 y tras el 23-19, Urriza cogió la directa hasta el 30-19 final. 

El campeón terminó con 16 tantos en el peloteo, cuatro fallos y nueve tantos de saque sin ninguna falta. Por su parte, Uterga hizo 13 tantos en el peloteo, cinco fallos y solo dos tantos de saque sin faltas.

Urriza estaba contento con su triunfo más trabajado de lo que enseñó el marcador. "Me ha costado en el peloteo y gracias a que he acertado en el saque he podido sacar la final adelante. He tenido un momento malo en la mitad del partido y lo he superado. Al final colocaba mejor la pelota y he logrado marcharme. Estoy feliz por la victoria. Ha sido duro y había tensión".

"Nos ha pasado factura a los dos. Las cinco txapelas son increíbles y todas saben igual de bien, desde la primera a la quinta. En el futuro no se sabe que pasará, de atrás vienen pegando fuerte y cada vez cuesta más prepararse para el individual. Este año he sufrido mucho y me puse en lo peor tras la lesión en el sóleo, pero creo que me ha fortalecido y terminé fuerte la liguilla". 

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.