PAMPLONA

Un verano de obras para cambiar Pamplona: el plan de 'movilidad' sigue su curso y ya dificulta el acceso del coche al centro

Entre los cambios previstos, está la prohibición de acceder mediante vehículos privados al tramo de la calle Navas de Tolosa ​o la peatonalización de General Chinchilla. 

Continúan las obras para la reordenación del tráfico en el centro de Pamplona.
Continúan las obras para la reordenación del tráfico en el centro de Pamplona.  

La capital navarra continúa actualizando su zona céntrica desde mediados de julio.

Con el final de los Sanfermines, el Ayuntamiento  de Pamplona puso en marcha su 'plan de movilidad' para transformar las calles dando prioridad al peatón y potenciando la llamada movilidad sostenible.  

En pleno agosto, las vallas, suelos levantados, y todo tipo de vehículos circulando en fila india por el único carril disponible en Navas de Tolosa, delata el camino que llevan las obras.

La Policía Municipal ya informó el pasado mes de julio de que las obras afectarían a las zonas céntricas de Navas de Tolosa, Bosquecillo, José Alonso, Padre Moret, Yanguas y Miranda, Plaza de la Paz, calle Sandoval y la avenida del Ejército. Además, se especificó que salvo estas dos últimas, el resto se convertirán en ciclocalles, con una velocidad límite de 30 kilómetros por hora.

La finalización de las obras está fijada para el próximo 4 de septiembre, fecha a partir de la cual los pamploneses podrán ver y experimentar los primeros resultados.

Entre las medidas previstas, está la prohibición de acceder mediante vehículos privados al tramo de la calle Navas de Tolosa, comprendido entre el Parlamento y la rotonda del hotel Tres Reyes, así como la peatonalización de la calle General Chinchilla, que eliminará su vía de asfalto.

Por su parte, la calle Taconera, que hasta el momento poseía 2 carriles en cada sentido, ya ha reducido sus dimensiones, de momento con conos naranjas, a solo uno por cada dirección y, en el hueco restante, se creará un carril bici con dos vías. El proyecto de 'movilidad urbana' tiene guardado para el Bosquecillo su total peatonalización. 

Otra de las hasta ahora arterias de la ciudad, Yanguas y Miranda, también verá modificado de forma sustancial su recorrido. 

Si se toma como punto de partida la Plaza de la Paz en dirección hacia Sarasate, las obras convertirán en acera el carril derecho y el carril central en vía exclusiva para villavesas. El izquierdo podrá ser utilizado por vehículos privados que residan en los sectores 1 y 2 de la ciudad y los vehículos destinados a servicios.

Algunas paradas de transporte urbano serán suprimidas y las villavesas podrán circular a una velocidad máxima de 30 kilómetros por hora o de forma eléctrica.

También habrá modificaciones en el cruce de la avenida Baja Navarra y la calle Paulino Caballero, que se ampliará para facilitar los desplazamientos del transporte público y también el peatonal.

Te puede interesar

  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.