PAMPLONA

El cuatripartito sigue adelante con la posibilidad de derribar los Caídos gastando 19 millones de euros

Geroa Bai descarta opciones más económicas y las considera un "pequeño lavado de cara y cuanto más barato mejor"​.

Exterior del Monumento a los Caídos en Pamplona. EFE/Jesús Diges
Exterior del Monumento a los Caídos en Pamplona. EFE/Jesús Diges   jesus diges

El cuatripartito en el Ayuntamiento de Pamplona se ha negado a posicionarse a favor de que el Monumento a los Caídos no se derribe dentro del concurso de ideas para transformar el histórico edificio y su entorno.

El grupo municipal de UPN ha trasladado a la Comisión de Urbanismo una propuesta de declaración en la que se instaba a pensar el futuro del conjunto monumental. "Es posible actuar sin el derribo", ha asegurado el portavoz regionalista, Enrique Maya, que ha añadido que se debe "repensar pero sin posibilitar ese derribo".

Asimismo, el portavoz de UPN ha reclamado que no se excluya el hecho de que el edificio tiene una trayectoria histórica. "El mundo está lleno de monumentos que han sabido explicar su memoria sin necesidad de tener que ser derribados", ha explicado el regionalista, que ha pedido que la transformación del edificio "recuerde por qué se hizo".

Maya ha recordado que el monumento está catalogado y protegido con diferente intensidad según sus zonas y ha emplazado a que los servicios técnicos municipales que han trabajado en su rehabilitación hicieran un trabajo sobre las posibilidades del edificio para albergar diferentes usos.

El grupo de UPN también se ha mostrado preocupado por la previsión de coste de la actuación, con 13 millones de euros en ejecución material, lo que se dispara hasta 19 millones en costes finales según han calculado los regionalistas. "Es una cifra muy exagerada", ha criticado Maya, "aunque se trate del límite, ya sabemos que las obras se van a ejecutar hasta los límites presupuestarios, por lo que vemos que el cuatripartito está dispuesto a invertir los 19 millones de euros".

El cuatripartito ha votado en contra de esta propuesta que permitiría mantener en pie el Monumento a los Caídos, aunque ha preferido no descartar esta opción y para ello ha acusado al grupo de UPN por defender el edificio.

BILDU: "ES UN ESPACIO FALLIDO"

Desde Bildu se ha calificado el conjunto monumental como un "espacio fallido" y han considerado, amparándose en sondeos de opinión no especificados, que "la ciudadanía le ha dado la espalda, no sólo por su valor histórico sino también por su escasa accesibilidad". "UPN quiere un concurso restringido y nosotros queremos un concurso que haga honor a la plaza rebautizada como de la libertad", se ha jactado el concejal abertzale, Joxe Abaurrea.

Además, Abaurrea ha vuelto a insistir en la cifra de 13 millones de euros que el cuatripartito podría llegar a invertir en el monumento. "Lo que no se pretende son locuras que nos lleven a cosas irrealizables", ha asegurado el edil de Bildu para defender su horquilla de presupuesto.

Por su parte, Geroa Bai ha reprochado a UPN que busque un "pequeño lavado de cara y cuanto más barato mejor". El concejal Mikel Armendáriz ha acusado a los concejales regionalistas de mostrarse "reticentes al cambio de nombre de la plaza, a que salgan los restos de la cripta y ahora a que se toque una sola piedra del edificio".

Edurne Eguino, de Izquierda-Ezkerra, se ha decantado por asegurar que UPN "tergiversa" al referirse a la construcción de los Caídos como un "edificio". "No ha tenido uso nunca", ha llegado a decir la edil, que también ha asegurado que el monumento "ofende a las víctimas del franquismo".

Desde Aranzadi, se han mantenido en la misma postura del cuatripartito, aunque han reconocido que aún no han tomado una decisión sobre qué se debería hacer con el Monumento a los Caídos y su entorno. El concejal Armando Cuenca se ha limitado a asegurar que la transformación "sirva para cerrar la herida que supone para Pamplona".

Por su parte, desde el PSN, que se ha abstenido en la votación, han defendido que mantendrán una reflexión en el seno de su partido para buscar un fin al edificio. "Tenemos que tener en cuenta la opinión de todos los grupos memorialistas", ha especificado Maite Esporrín, "en especial de las asociación de familiares de fusilados de Navarra, que trabajan por establecer un ámbito de convivencia y paz".


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El cuatripartito sigue adelante con la posibilidad de derribar los Caídos gastando 19 millones de euros