TERRORISMO

Dos expresos de ETA buscan mantener la "lucha" en Navarra y el País Vasco "con ETA o sin ella"

Los expresidiarios también exigen amnistía para todos los terroristas detenidos "sin necesidad de humillarse, arrodillarse, ni arrepentirse".

Los expresos de ETA Jon Iurrebaso y Fermín Sánchez Agurruza.
Los expresos de ETA Jon Iurrebaso y Fermín Sánchez Agurruza.  

Dos antiguos presos que pertenecieron a la sanguinaria banda ETA, Jon Iurrebaso y Fermín Sánchez Agurruza, han sostenido que la lucha por "liberar Euskal Herria" debe "continuar necesariamente, con ETA o sin ella" y han abogado por seguir "trabajando y luchando hasta la amnistía total y sin condiciones". Así se han pronunciado tras conocerse la intención de la banda terrorista de proceder a su desarme total el próximo 8 de abril.

En una carta, Iurrebaso y Sánchez, que se definen como exmilitantes de ETA, recuerdan que la organización terrorista nació en diciembre de 1958 "para luchar por la liberación nacional y social de Euskal Herria" e inciden en que "la historia de la que fue nuestra organización es una historia de combate y de entrega sin descanso con errores y aciertos, como no podía ser de otra manera después de tantas décadas de lucha".

En este sentido, aseguran que los militantes de ETA han sido "voluntarios", por lo que han recurrido a "las armas para conseguir la plena libertad del pueblo trabajador vasco sin tener ningún tipo de interés personal o material".

Asimismo, señalan que "el núcleo, el corazón y el eje" de ETA no ha sido "una forma concreta de lucha, ni la utilización de determinados instrumentos", sino la estrategia abertzale independentista y socialista revolucionaria para "liberar Euskal Herria".

En este contexto, manifiestan que muchos militantes de la banda han sido "secuestrados" en cárceles por los Estados "enemigos de Euskal Herria". "Con ETA o sin ella debemos seguir trabajando y luchando hasta que consigamos la amnistía total y sin condiciones. Y eso, tácticamente es la vuelta a casa de todos y todas la presas y refugiadas sin necesidad de humillarse, arrodillarse, ni arrepentirse porque lo han dado todo por liberar a nuestro pueblo sin pedir nada a cambio", añaden.

Por todo ello, y tras indicar que las nuevas generaciones vienen abriéndose paso "queriendo conquistar lo que nosotros no pudimos arrancar", subrayan que "nos integramos un día en ETA para conseguir la liberación del pueblo trabajador vasco y seguiremos luchando a favor de este objetivo".

"En ese sentido será el propio pueblo trabajador vasco, y la lucha que genere, quien determinará en cada momento los parámetros, ritmos e instrumentos que su liberación nacional y social le exijan", finalizan.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.