BALONCESTO

Continúa la línea ascendente del Baket Navarra, que vence en casa al Aceitunas Fragata Morón

Debutó con los rojos el bahameño J.R. Cadot, que estuvo en pista 18 minutos y que dejó varios destellos de talento.

Partido del Basket Navarra. CEDIDA
Partido del Basket Navarra. CEDIDA  

El Basket Navarra demostró estar en línea ascendente con una contundente victoria frente al Aceitunas Fragata Morón, uno de los rivales más en forma de la competición, en un Pabellón Universitario que se está acostumbrando a ver ganar a los suyos, según ha informado el club navarro.

Se trata del octavo triunfo de la temporada para los rojos, el cuarto en los últimos cinco partidos. Así, la primera vuelta de la LEB Plata se cierra con un balance positivo (8-7) y con la sensación de que el equipo va hacia arriba y dará mucha guerra en la segunda mitad de la competición.

Ilusión es lo que transmite el cuadro de David Mangas, cada vez más sólido y asentado, apuntan desde el propio club. Ante un rival al alza como el Aceitunas Fragata Morón, los navarros conquistaron con solvencia una importante victoria.

A pesar de un inicio dubitativo, los rojos supieron hacerse con el mando, para no soltarlo hasta el final e imponerse con autoridad. Una autoridad derivada de la notable mejoría experimentada en defensa en las últimas semanas, lo que, unido a la enorme capacidad ofensiva del equipo, se ha traducido en crecimiento tanto en la pista como en la clasificación.

INICIO DUBITATIVO

No comenzó especialmente bien un Basket Navarra al que le costó tomarle el pulso al partido. Las primeras ventajas fueron visitantes, si bien los locales lograron igualar la contienda mediado el primer periodo. Los sevillanos hacían daño por dentro con un destacado Cheick Conde, mientras que los navarros respondían desde el perímetro. Igualdad para cerrar el primer acto: 18-19.

Apretó en defensa el equipo de Mangas en el segundo periodo, dominando por completo el rebote bajo su aro y logrando voltear el marcador: un parcial de 12-1 colocó el +10 (36-26) y permitió a los rojos afrontar con optimismo la segunda mitad. Al descanso, 39-31.

Supo conservar su ventaja sin excesivos sobresaltos Basket Navarra en la segunda parte, manteniendo el buen hacer defensivo y jugando con desparpajo en ataque, con buenos porcentajes de acierto. Lo intentó el Aceitunas Fragata Morón, pero en los momentos clave apareció el de siempre, Iñaki Narros, para poner tranquilidad. El capitán desempeñó un papel fundamental una vez más, sumando para el equipo tanto por dentro como desde el 6’75, distancia desde la que fue letal.

Los navarros alcanzaron el +15 en el tercer cuarto y llegaron al +20 en el último. Con todo decidido, hubo poco que destacar en la segunda mitad, más allá de la solvencia que demostró el equipo navarro para hacerse con la victoria.

Cabe mencionarse el debut de un J.R. Cadot recién llegado, que disputó 18 minutos y que dejó varios destellos de talento. El bahameño, llamado a ser importante, sumó 12 puntos y 6 rebotes en su primer partido con Basket Navarra.

Lo próximo, también en casa, será ya en el 2018: el domingo 7 de enero (12.00 horas) dará comienzo la segunda vuelta de la LEB Plata con la visita al Pabellón Universitario del CB Extremadura Plasencia.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Continúa la línea ascendente del Baket Navarra, que vence en casa al Aceitunas Fragata Morón